VALENCIA

Accionistas piden sanción a Neymar por "provocaciones"

La Asociación del Pequeño Accionista del Valencia ha preparado un escrito para presentarlo al Comité de Competición y pide que actúe de oficio contra Busquets, Neymar y Messi.

La Asociación del Pequeño Accionista del Valencia ha preparado un escrito para presentarlo al Comité de Competición. La APAV solicita que actúe de oficio contra los futbolistas del Barcelona Busquets, Neymar y Messi por "menosprecio" a la afición del Valencia, a la vez que "repulsa" el lanzamiento de objetos por parte de algunos espectadores, uno de ellos ya identificado, que acudieron el pasado sábado a Mestalla.

ESTE ES EL COMUNICADO DE PRENSA.

La Asociación Pequeño Accionista del Valencia C.F. S.A.D. quiere manifestar su total repulsa a cualquier tipo de acto irresponsable realizado por parte de un espectador en el lanzamiento de objetos al terreno de juego.

Ahora bien, al mismo tiempo que condenamos un hecho, denunciamos ante el Comité de Antiviolencia del Consejo Superior de Deportes y al Comité de Disciplina de la Real Federación Española de Fútbol, los constantes insultos, provocaciones y faltas de respeto de los jugadores del F.C. Barcelona a los espectadores de las gradas, siendo en concreto Neymar da Silva Santos, Lionel Messi y Luís Suárez los principales artífices de que se llegase a la situación anteriormente condenada.

Los dos actos son y deben ser valorados en su justa medida, pero queda claro en las imágenes recogidas por los medios de comunicación que el jugador Neymar da Silva Santos profirió insultos a la Grada de Animación Joven de Mestalla en la celebración del último gol barcelonista, tales como ‘’iros a tomar por culo’’ junto a Sergio Busquets.

Posteriormente, el jugador Leonel Messi se sumó a los improperios citando textualmente ‘’la concha de tu madre, hijos de puta’’. Todo recogido en los reportajes de televisión que se han emitido sobre el encuentro en todas las televisiones nacionales.

Estos jugadores sabían en todo momento lo que querían realizar en el terreno de juego al marcar el gol. Fueron directamente a la Grada Joven a celebrar el tanto y donde sucedieron los hechos.

Ese fue el desencadenante, pero en continuo, los jugadores barcelonistas estuvieron provocando a la afición con determinadas acciones que desembocaron en el lanzamiento de la pequeña botella de agua semivacía. Botella que no llegó a impactar en varios de los jugadores, sin embargo todos ellos falsearon el golpe y se lanzaron al suelo mintiendo descaradamente sobre lo ocurrido.

El Comité de Disciplina debería de entrar a tratar la actitud de estos jugadores acogiéndonos al artículo 93 del código de disciplina de la Real Federación Española de Fútbol : "Provocaciones al público. Provocar la animosidad del público obteniendo tal próposito, salvo que, por producirse, como consecuencia de ello, incidentes graves, la infracción fuere constituida de mayor entidad. Se sancionará con suspensión de cuatro a doce partidos."

Estos señores que son ídolos de jóvenes y niños han transmitido una imagen dañina para el deporte. Se supone que en el campo tienen que defender unos valores y actitudes positivos… su comportamiento y actitud ha sido completamente negativos. No podemos olvidar que su comportamiento pudo haber producido una avalancha de espectadores de graves consecuencias para todos.

Entendemos que el F.C. Barcelona representa uno de los grandes clubs de España, pero eso no da pie a que sus jugadores campen a sus anchas por los terrenos de juego de La Liga menospreciando a las aficiones rivales y provocándolas, incitándolas a la violencia y con consecuencias lamentables. Y todo ello con absoluta impunidad. En concreto Neymar da Silva Santos suele tener problemas de actitud y de valores con sus adversarios y el resto de aficiones españolas.

Pedimos que se tomen medidas ejemplarizantes, tal y como se realizan en las grandes ligas de fútbol o baloncesto de Europa. Realizamos este escrito como Asociación de Pequeños Accionistas para defender nuestros derechos como accionistas y espectadores de este deporte. Los jugadores deben seguir un código ético, ya que representan a un club y una Liga de Fútbol. No podemos dejar que está clase de actitudes por parte de jugadores vayan a más y perjudiquen este gran deporte así como perjudicar a un club como es el Valencia C.F. y una afición valencianista que siempre ha sido respetuosa con el resto de aficiones: a Mestalla se pude venir con cualquier camiseta sin problemas.