Competición
  • Euroliga
  • Clasificación Eurocopa
Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Estrella Roja RED

-

Zalgiris ZAL

-

Panathinaikos PAN

-

B. Munich MUN

-

Olympiacos OLY

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Anadolu Efes IST

-

ATHLETIC

Gurpegui se despide: "Hay jugadores con muchos trofeos, pero no tan orgullosos como yo"

Antes de colgar las botas, destaca su fe para salir del lado duro del fútbol. "Me he sentido querido por todos, más no se puede pedir".

Carlos Gurpegui ha comparecido para hablar sobre su retirada del fútbol. Se va con una sonrisa en el rostro, una postal de lo que ha sido como futbolista pese a los duros golpes que le ha dado el deporte que tanto ama. Ha estado muy entero, con su habitual sonrisa dibujada en el rostro y se ha emocionado profundamente al recordar lo que supone “pasar cada día esa puerta del vestuario”, una barrera que se le cierra definitivamente el sábado. La comparecencia se cerró con una larga ovación, prolongada hasta que ha abandonado la sala de prensa de Lezama., donde ha tenido lugar la despedida por expreso deseo del jugador.

“Es un día especial y lo quiero vivir como algo bonito, diferente, es mi ultimo partido como jugador del Athletic, es el momento, perfecto, oportuno –arrancó su discurso-. Ha sido una decisión muy complicada, porque intento entrenar todos los días al máximo, me encanta el fútbol, venir todos los días a Lezama. Me quiero ir feliz porque he sido muy feliz. He venido a entrenar días jodidos y mis compañeros siempre me han sacado una sonrisa; he intentado sacar momentos para ellos. Ha sido una gozada el club me ha hecho sentirme una persona muy especial, querida y valorada”.

Después el central aludió a lo cómodo que se ha sentido este tiempo: “El homenaje que me ha hecho es haberme aguantado 18 años, he vivido momentos duros y buenísimos, pero siempre he tenido claro que mis compañeros se merecían lo mejor de mí y valoro mucho lo que me han aportado. En los momentos complicados, sin la ayuda de mis compañeros, la institución y su masa social, no habría sido él mismo. Tengo la suerte de que el club me da la posibilidad de continuar de que siga vinculado, no he pensado qué hacer con mi futuro, bastante duro es dejar de ser jugador del Athletic como para pensar más ahí”.

Qué imagen quiere que quede de usted para el futuro.

Alguna que salga con una sonrisa de oreja a oreja. Hay gente que pasa cosas muchísimo peores que las que yo he vivido. Siempre he encarado los problemas de frente y he sido una persona optimista.

¿Con qué imagen se queda de su carrera?

Me voy a quedar con lo feliz que he sido. He vivido días duros, cuando estaba sancionado y salía la convocatoria, me iba llorando a casa muchos días. Incluso esos días había un compañero que me hacía reír y sentirme querido.

¿Y el mejor momento?

Muchos, el verano, cuando ganamos la Supercopa, después de muchos años lo logramos. El partido contra el Levante que salvamos la categoría... Momentos que me han hecho pasar los compañeros, venir y pasar esa puerta es increíble.

¿Cuándo tenía claro que lo dejaba?

El año pasado tuve muchas dudas. En una semana jugué tres partidos enteros, los ganamos, me encontré bien y decidí seguir. Esta temporada desde el principio lo tenía más o menos claro y desde Navidades aquí, más. Lo difícil es saber elegir el momento. Era importante dejarlo siendo útil, sintiéndome importante después de todas lesiones que había tenido.

¿Cómo imagina el partido de la despedida?

Lo principal es ganarlo, quedar quintos y que mis compañeros no jueguen previas. A partir de ahí, una cosa sencilla. Lo que vivimos el año pasado con Andoni (Iraola).

¿Está preparado para ese instante?

Espero que sea un hasta luego. Lo más difícil es darte cuenta de que ha llegado el final. Quería que fuese así, estando a disposición todos los partidos y disfrutando del día a día en los entrenamientos.

El club le quiere a su lado.

Lo valoro mucho, que el club piense en mí para diferentes facetas es muy importante, porque te sientes valorado y tienen en cuenta la trayectoria que has tenido.

¿Que puede hacer?

Bastante tengo con esta semana, Hablaremos y llegaremos a un acuerdo.

¿Qué es lo que le quedó por hacer?

Sacar la gabarra, es lo que más me hubiera gustado. Me he sentido querido por todos, más no se puede pedir.

¿Y qué pide a las generaciones venideras?

Que sigan como hasta ahora. El vestuario es una gozada. Si la gente viviera dentro de este vestuario, estaría mucho más orgullosa de los jugadores que tienen. No tengo duda de que cada vez van a ser mejores.

¿El futuro capitán qué valores debe tener?

El tema del capitán está un poco mitificado y más en este equipo, es tan sencillo serlo aquí… te lo ponen tan fácil…

¿Hay algún entrenador que le haya marcado?

Conmigo todos se han portado bien, me han tenido en cuenta tanto para lo futbolístico como lo humano. De todos sacas cosas buenas y hay otros con las que cuando seas entrenador no harías. Me marcó la destitución de Mendi porque no lo había vivido. Volver a estar con Ernesto ha sido muy bonito, estar con Marcelo, que es único en el mundo, es una experiencia muy buena.

¿Qué consejos da a los chavales de Lezama?

Si quieren ser futbolistas aquí que hagan todo lo que está en su mano. Estamos en un club que es un privilegio para todos. Hay momentos duros, pero que sigan con la idea de ser futbolistas. Se puede salir y volver y triunfar, como Beñat.

¿Cómo ve el futuro en el Athletic?

Si se sigue trabajando como hasta ahora no va a haber ningún problema. Los chavales cada vez vienen mejor preparados. He vivido el mejor momento desde los títulos, ahora, y el peor, cuando estuvimos a punto de bajar.