BARCELONA

La costumbre de Piqué con Periscope no gusta al club

Sport informa de la inquietud en el club por su intensa actividad, que ya ha causado malestar incluso en algunos compañeros de la plantilla azulgrana. Sigue el partido de Liga entre Barcelona vs Sporting en directo .

Hermetismo y apertura. Dos políticas de comunicación contrapuestas que hacen chocar al Barcelona con sus jugadores. Las frecuentes apariciones de Piqué en Periscope causan inquietud en el seno de la entidad azulgrana. Mientras la política de comunicación del club es cada vez más restrictiva con los medios, jugadores como el central se exponen cada vez más en distintas redes sociales.

Según publica hoy Sport, el Barcelona está estudiando establecer algún tipo de código para regular la actividad de sus futbolistas. Aunque aún no ha provocado ningún 'incendio', el Periscope de Piqué ha generado ya alguna polémica. No obstante, el propio jugador ha declarado abiertamente que sus apariciones son una respuesta a la "manipulación" que hacen los medios de Madrid al editar sus declaraciones postpartido en zona mixta.

Sólo la semana pasada, el central realizó tres sesiones en esta red social. La última, en el avión de regreso a Barcelona tras el partido en Eibar, causó cierto malestar entre medios de la expedición. Piqué avisó de que la iba a liar con Jordi Alba y cumplieron. Mascherano pidió al central que no le grabara mientras hablaba con su mujer, Messi no quiso contestar a una pregunta sobre los cien goles de la MSN y Pepe Costa tuvo que pedir al jugador que parase.

Piqué y otros jugadores han provocado ya sonadas polémicas con su actividad en las redes sociales. Sin ir más lejos, el club tuvo que desmarcarse de una publicación de Alves en Instagram en la que llamaba "mierda" a la prensa.

Desde el Barcelona, informa Sport, creen que es necesario establecer unas normas de uso de las redes sociales pero que esta regulación debe partir de LaLiga, a semejanza de lo que hacen la Premier League y las ligas profesionales norteamericanas.