La Real, fuera de Europa: durísimo batacazo en Krasnodar

KRASNODAR 3- REAL SOCIEDAD 0

La Real, fuera de Europa: durísimo batacazo en Krasnodar

Joaozinho, de penalti (71'), Pereyra (88') y Ari (90'), a pase de Joaozinho (que luego fue expulsado) marcaron los goles de los rusos en veinte minutos diabólicos.

Adiós a Europa con bochorno, goleada y polémica. Esas tres palabras resumen la eliminación europea de la Real Sociedad, que no podrá jugar la fase de grupos de la Europa League al perder 3-0 en el Kuban Stadium contra el Krasnodar. Porque una cosa no se puede entender sin la otra.

Es cierto que el partido del equipo txuri-urdin no ha sido bueno, porque se ha limitado a defender la mínima renta con la que viajaba de Anoeta, y eso era algo que se podía pagar muy caro. Y así ha ocurrido. Porque el gol de Joaozinho no era sino la consecuencia lógica del asedio ruso sobre la portería de Gero Rulli, un gol que podía haber llegado antes, pero que lo hacia tras un penalti que literalmente se inventó el árbitro polaco. Porque el brasileño marca de penalti totalmente inexistente de Alberto De la Bella. Eso también hay reseñarlo claramente, porque marca el resto del partido, y porque fue el principio del final para la Real, que se puede sentir robada por esa jugada llena de polémica y totalmente injusta.

A partir de ahí, todo lo que no se había hecho bien, sobre todo en ataque, se aceleró. La Real, que apenas había aparecido sobre la portería rusa, se vino completamente abajo y apenas tuvo capacidad de reacción. Y la poca que podía tener desapareció con la inesperada y desafortunada lesión de Gero Rulli (que debutaba en partido oficial, era de lo poco que se salvaba y que puede estar entre dos y meses de baja por la rotura del quinto metacarpio del pie izquierdo). Zubikarai tuvo que salir rápidamente, frío, sin casi calentar, en medio del agobio del Krasnodar, y Pereryra y Ari, en sólo dos minutos, entre el 87 y el 89, ponían el 3-0 definitivo, completaban una goleada de las que duelen, y dejaban a la Real sin fase de grupos de la Europa League de una forma desastrosa. Urgen soluciones. Y el domingo llega el Real Madrid. Para echarse a temblar.

Todo había comenzado con una mala primera parte, que al menos no tuvo goles, pero en la que Real Sociedad se ha visto dominada por un Krasnodar que ha salido más agresivo, y que ha tenido más y mejores ocasiones. En ese sentido, el gran protagonista txuri-urdin ha sido Gero Rulli, que ha salvado a los donostiarras de irse al descanso por debajo en el marcador. El portero argentino ha comenzado algo dubitativo, sobre todo en un córner en el que ha salido mal y ha dejado el balón franco para el remate del central Sigurdsson, que por fortuna ha estado muy lento para aprovechar ese error. Pero después ha sacado una mano prodigiosa en un remate de cabeza de Granqvist que entraba en la portería realista sin solución de continuidad, hasta que el argentino ha aparecido salvador con una palomita antológica. Ese ha sido el guión de los primeros 45 minutos, en los que la Real ha tenido que esforzarse en defensa para aguantar la ventaja que llevaba de Anoeta, porque en ataque se ha prodigado poco, en alguna acción aislada, como un gran pase interior de Xabi Prieto a Agirretxe, que ha disparado muy desviado.

Comentarios

Comentarios no disponibles