Duelo de aspirantes y de artillerías en Mestalla

Liga BBVA | Valencia-Real Madrid

Duelo de aspirantes y de artillerías en Mestalla

Duelo de aspirantes y de artillerías en Mestalla

jesús aguilera

Higuaín-Benzema, ataque del Madrid. Villa, con Mata y Pablo Hdz.

Si el Valencia gana esta noche habrá igualado en puntos al Real Madrid, firmará su mejor arranque liguero en 65 años y será considerado aspirante con diploma. Diremos entonces que el bipartidismo pasó a mejor vida y en las ecuaciones por el título incluiremos los goles de Villa.

Si venciera el Real Madrid, su primer mérito habría sido sobreponerse a la baja de Cristiano que, como saben, se lo perderá por tarjetas. El segundo valor sería conquistar el campo de un adversario directo, intento que no culminó ni en el Sánchez Pizjuán (2-1) ni en el Camp Nou (1-0) y que plantea una última duda sobre la verdadera fortaleza del equipo.

Incluso desde este planteamiento aséptico el partido sería trepidante. Pero a la igualdad puramente deportiva tenemos que añadir tantas afrentas que cuesta distinguir las reales de las inventadas.

El caso es que la gestión del ambiente también cuenta. En situaciones parecidas hubo rivales del Madrid que saltaron al campo exhaustos de tanta conjura o sobreexcitados por esa razón. A ninguno le fue bien. El Madrid es más inmune al ruido que al fútbol, lo podrán atestiguar Sevilla y Barça.

Dicho esto, en la pizarra hay que anotar novedades. Pellegrini sustituirá a Cristiano por Benzema (sin goles a domicilio) y tendrá que cubrir la baja del imprevisible Marcelo contando con el impredecible Granero o incluso el sorprendente Raúl. Van der Vaart seguirá ocupando el puesto teórico de Kaká y algo más atrás el choque de Xabi y Lass contra Marchena y Albelda promete ser ferroviario.

Si el Valencia se amolda mejor a la baja de Silva es porque sus futbolistas de ataque participan de un mismo estilo, ligeros, audaces y combinativos. Así son Mata, Pablo Hernández y Villa, secundados por Banega, que suma cinco asistencias, tantas como lleva hasta la fecha Messi.

Pulso.

El Valencia funciona peor en Mestalla (10 puntos, dos victorias y cuatro empates) que fuera (18 puntos), lo que indica que prefiere el contragolpe a la elaboración. Es decir, el juego directo, el que practica el Madrid y que nos hace imaginar esta noche un formidable pulso de delanteros y quizá, por extensión, un extraordinario duelo de porteros.