Los jugadores del Logroñés se declaran en huelga

Tercera División

Los jugadores del Logroñés se declaran en huelga

La plantilla del Club Deportivo Logroñés se ha declarado hoy en huelga y salvo sorpresa no jugará el partido de Liga del grupo XVI de Tercera División que debería enfrentarle el domingo a otro equipo de la capital riojana, el Calasancio.

La complicada situación que vive el Logroñés desde hace un mes, en el que los jugadores llegaron a encerrarse en el campo de Las Gaunas, se ha visto agravada hoy al finalizar todos los plazos que los futbolistas habían dado al gestor de la entidad, Javier Sánchez, para que les pague la deuda que tiene con ellos. Los jugadores, técnicos y empleados del club no han percibido sus sueldos desde que comenzó la temporada.

Tras varias conversaciones telefónicas el propio Sánchez se ha presentado esta noche, sin dinero, en Las Gaunas, donde le esperaban los jugadores, les ha explicado el motivo por el que, según él, no puede pagarles y ha abandonado el estadio. Poco después los entrenadores Edu García y Raúl Llona han hecho público que están en huelga y que salvo que mañana cambie esta situación no jugarán el domingo. Sánchez se justifica en la situación legal del club y de él mismo dentro de la entidad para decir que no puede pagar.

El Logroñés está en un proceso de quiebra que le obliga a pagar a sus acreedores más de 150.000 euros en las próximas semanas; Sánchez ha repetido hoy que está dispuesto a abonar esa cantidad y los sueldos de los futbolistas, pero sólo si legalmente es el propietario del club. Y para ello hace falta que un notario eleve a pública una escritura en la que Sánchez sustituya como propietario del Logroñés al empresario madrileño Juan Hortelano.

Este trámite puede producirse el martes o el miércoles próximo, ha dicho Sánchez, quien desde hace semanas retrasa esa fecha. Y los jugadores parecen cansados ya de esperar a que este empresario llegue con algo tangible o un documento que acredite sus explicaciones. Por ello han iniciado la huelga y varios de ellos han decidido hacer efectiva la carta de libertad para salir del Logroñés en los próximos días. De hecho, alguno ya se ha ido, después de que le desalojasen del piso de alquiler que ocupaba por impago.

Además hoy los jugadores que estaban alojados en un hotel han tenido que dejarlo y en estos momentos algunos de sus compañeros y el propio Javier Sánchez buscan un lugar donde alojarlos, ha asegurado. Esta no es la primera vez que el Logroñés realiza una huelga, ya que en 2002, cuando militaba en Segunda B, sus jugadores tomaron una medida similar, por las deudas que el club tenía con ellos y no fueron a jugar un partido de Liga a Binéfar (Huesca).