España y Francia empatan en un partido repleto de alternativas

Europeo Sub-17 | Francia 3 - España 3

España y Francia empatan en un partido repleto de alternativas

El combinado español desplegó un mejor juego sobre el terreno de juego, pero se vieron obligados a remar contracorriente durante los 80 minutos debido a la mayor contundencia gala en ataque.

España y Francia firmaron el empate (3-3) en un encuentro trepidante, donde la superior pegada francesa sirvió para contrarrestar el mejor juego de los de Santisteban, que aplazan la clasificación para la siguiente ronda del Europeo de la categoría para la última jornada del grupo B.

El combinado español desplegó un mejor juego sobre el terreno de juego, pero se vieron obligados a remar contracorriente durante los 80 minutos debido a la mayor contundencia gala en ataque. Los tres tantos, todos a balón parado, permiten a España conservar el liderato del grupo.

El conjunto que dirige Juan Santisteban se vio sorprendido cuando apenas se llevaban disputados diez minutos de partido. Un pase en profundidad de Fofana sobre el desmarque de Yannis Tafer ''pilló'' por sorpresa a la defensa española, que tuvo que ver cómo el delantero del Olympique definía a placer sobre la salida de Alex.

Tras el golpe inicial, y después de unos minutos de desconcierto, el combinado nacional fue despertando. La escuadra roja superó la dureza gala que tanto había complicado la salida del balón y poco a poco se iba acercando a la meta de Mezui con más peligro.

Sin embargo, el gol del empate llegaría a balón parado. Una falta lejana botada por Thiago Alcántara sería peinada al fondo de las mallas por Rubén Rochina, colocando la igualada en el electrónico cuando se cumplía la media hora de juego.

Festival anotador tras la reanudación

Sería en la reanudación cuando llegaría el festival anotador. Clement Grenier aprovechó un golpe franco en la frontal del área para restablecer la ventaja francesa. Dos minutos más tarde, era Pulido quien marcaba para España a la salida de un córner, pero nuevamente tras un saque de esquina, era William Remy quien ponía el 3-2 con una gran volea cruzada al palo largo del portero.

Después de la avalancha de goles, España recuperó la iniciativa. Los de Santisteban se hicieron con el control del balón, pero fue una vez más a balón parado como lograron el empate a tres final. Thiago Alcántara ejecutó una falta que se coló por debajo de la barrera gala, haciendo estéril la estirada de Mezui para evitar el tanto.

Tras este resultado, ambas selecciones se sitúan al frente de la clasificación del grupo B. El conjunto español deberá buscar el billete para la siguiente ronda frente a la débil República de Irlanda, que cuenta sus partidos por derrotas en esta primera fase.