EPIK

Mascotas

Muere el que se considera el gato más longevo del mundo a los 31 años

La edad de Rubble habría sido el equivalente humano a 150 años de edad.

Muere el que se considera el gato más longevo del mundo a los 31 años

El gato más viejo del mundo ha fallecido a los 31 años. Rubble, un gato de raza Maine Coon, fue considerado el felino más viejo del mundo cuando cumplió 31 años el pasado mes de mayo.

La propietaria, de nombre Michele Heritage, recibió a Rubble como gatito en su 20 cumpleaños y la pareja ha sido inseparable desde entonces.

La mujer de 52 años de Exeter (Reino Unido) atribuyó la larga vida de Rubble al hecho de que nunca tuvo hijos, así que Michele mimó mucho a su amigo de cuatro patas.

Michele dijo: "Siempre lo he tratado como a un niño". No tengo hijos y tuve otro gato llamado Meg, que murió a los 25 años. "Si te importa algo, no importa lo que sea, dura".

Según Michele, el gato pareció deteriorarse rápidamente hacia el final de su vida e incluso dejó de comer su comida. Ella dijo: "Envejeció muy rápido hacia el final, le dije a mi marido en Navidad que creo que sería la última vez que la pasaríamo con él".

La pareja solía dejar a su gato en semilibertad, y un día al volver, no regresó tras su paseo matutino. "Fui a trabajar como siempre y cuando llegué a casa mi marido dijo que los había salido a su paseo y no volvió. Así que creemos que se fue a morir como sabíamos que suelen hacer los gatos". ‘

La edad de Rubble habría sido el equivalente humano a 150 años de edad.