ACTUALIDAD

La clave para evitar contagios en espacios cerrados

Algunos expertos consideran que es más importante la ventilación de los espacios interiores incluso por encima del mantenimiento de la distancia interpersonal.

La clave para evitar contagios en espacios cerrados
Mohamed Azakir Reuters

La transmisión de coronavirus se produce en su mayoría debido a los aerosoles. Por este motivo, algunos expertos consideran que es más importante la ventilación de los espacios interiores incluso por encima del mantenimiento de la distancia interpersonal. 

Así lo afirma en Redacción Médica el jefe del Servicio de Preventiva en el Consorci Hospital General Universitari de Valencia, José Luis Alfonso. Gracias a ello, implantaron la obligación del uso de los sistemas de protección frente a aerosoles, como las mascarillas, y consiguieron disminuir las tasas de contagios entre los profesionales sanitarios.

Partículas suspendidas en el aire

Ese método, unido al mantenimiento de la distancia de seguridad, se impuso como mecanismo de protección, aunque el principal peligro radica en que "el problema no es que las partículas infecciosas lleguen al metro y medio de distancia, sino que quedan suspendidas en el aire", explica el facultativo.

Por ello, Alfonso señala en el citado medio que "un espacio abierto va a ser el segundo factor de protección. A través de la Sociedad Española de Medicina Preventiva y Salud Pública, y nosotros, como expertos, hemos indicado que el deporte al aire libre no tiene riesgo. El aire dispersa toda esa cantidad de aerosoles. El riesgo es cuando se concentran. Así que es mucho mayor en zonas cerradas, aunque mantengan la distancia".

"La distancia también va a permitir que lleguen menos aerosoles. Pero si el espacio es cerrado, y no hay otro mecanismo de protección, aunque se mantenga la separación hay mucho más riesgo que en espacio abierto y sin distancia. Esos aerosoles están flotando siempre en el ambiente y se pueden llegar a respirar completamente", asegura el doctor en Redacción Médica. 

12 ventilaciones cada hora

Por su parte, Germán Peces-Barba, vicepresidente neumólogo de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica, declara en el mencionado medio que lo ideal es hacer al menos 12 renovaciones de aire cada hora (una cada cinco minutos).

"Un interior nunca va a tener la ventilación de un espacio exterior, donde hay una corriente continua. En espacios cerrados debe ventilarse y mantenerse la distancia social, tanto en separación como en el uso de mascarilla si una persona está frente a otra en una conversación", precisa Peces-Barba.