Temas del día Más temas
Estás leyendo

Sudamericano Sub-20: campeón Uruguay, decepción Brasil y once ideal

SIEMPRE CANTERA

O ganamos o aprendemos, nunca perdemos

Autor: Aritz Gabilondo

Sudamericano Sub-20: campeón Uruguay, decepción Brasil y once ideal

Uruguay se impuso en el Sudamericano Sub-20 y releva a Argentina como campeón. El conjunto charrúa fue el mejor equipo de principio a fin, con varios jugadores de gran nivel y otros muchos que le hicieron ser la plantilla más competitiva. La anfitriona Ecuador, la Ilusionante Venezuela y la discreta Argentina le acompañarán al Mundial Sub-20. Fuera de queda la gran decepción del torneo, Brasil, que confirma una vez más la crisis de su fútbol base. Fue un Sudamericano con muchos nombres propios a apuntar, como siempre. Nuestro once ideal sería el siguiente:

 
Santiago Mele (portero, Uruguay)
Sobrio, tranquilo y en la línea de gran nivel del resto de su equipo. Fue el cinturón de seguridad de los uruguayos y dejó alguna actuación espléndida. Si mantiene la progresión, portero de absoluta.
 
 
Leyser Chaverra (defensa, Colombia)
Indiscutible lateral derecho de Colombia, físicamente bastante curtido y con mucha presencia arriba. Le perjudicó la irregularidad de su equipo, pero él estuvo a un gran nivel. Necesita Colombia un '2' como él.
 
 
Lyanco Vojnovic (defensa, Brasil)
Quizá sea generoso destacar a alguien de Brasil en este Sudamericano, pero Lyanco dará que hablar. Sobrado -a veces incluso en exceso- y con clase para sacar el balón, el Atlético ya sigue a este central de origen serbio.
 
 
Matías Viña (defensa, Uruguay)
Durante el torneo saltó la noticia del fichaje del central uruguayo Bueno por el Barça, pero los titulares fueron Rogel y Viña. Este último, zurdo, resultó magnífico. Calidad, peligro a balón parado y fundamentos defensivos.
 
 
Pervis Estupiñán (defensa, Ecuador, Granada)
En la línea de anteriores torneos en los que también destacó y fue contratado por el Granada. Muy ofensivo en el lateral izquierdo de Ecuador, que tuvo a él, entre otros, a uno de los artífices para alcanzar el Mundial. Hizo cuatro goles.
 
 
Yangel Herrera (centrocampista, Venezuela)
Elegante y con capacidad para dirigir el juego de Venezuela, no es de extrañar que el City lo haya fichado y confíe en sus condiciones para el futuro. Dejó algún golazo, además. Mediocentro a seguir de cerca en los próximos años.
 
 
Nicolás de la Cruz (centrocampista, Uruguay)
Hermano de Carlos Sánchez y con evidentes parecidos en su juego. Centrocampista de mucho recorrido, artífice de algún gol desde fuera del área de muy bella factura, fue otra de las claves uruguayas. Tendrá ofertas.
 
 
Bryan Cabezas (centrocampista, Ecuador, Atalanta)
Debía ser el líder de Ecuador y así fue. Potente por la derecha y con gran presencia en el área, demostró todo lo bueno que le llevó a ser contratado por el Atalante procedente de Independiente del Valle, aunque in Italia no ha jugado.
 
 
Yeferson Solteldo (centrocampista, Venezuela)
El jugador más especial del torneo, este menudo futbolista venezolano del que había muy buenas referencias las corroboró pegado al ataque derecho de Venezuela. Un jugón que dejó gambetas, genialidades y golazos.
 
 
Rodrigo Amaral (delantero, Uruguay)
Por segundo Sudamericano consecutivo fue el mejor jugador de Uruguay y máximo goleador del torneo. Ni el evidente sobrepeso que le acompaña mitiga su calidad en la pierna izquierda. Necesita libertad.
 
 
 
Lautaro Martínez (delantero, Argentina)
El milagro argentino de clasificarse para el Mundial cuando estaba prácticamente fuera tuvo a Lautaro Martínez como protagonista. Marcó en el 95' ante Brasil y repitió ante Venezuela. Lo más destacado de una pobre albiceleste.
 


  • Etiquetado en:
  • Más