Estás leyendo

ASÍ LOS VEMOS: Kansas City Chiefs (AFC Oeste)

ZONA ROJA

Esta es una casa de locos por la NFL desde 2009.

Autor: Mariano Tovar

ASÍ LOS VEMOS: Kansas City Chiefs (AFC Oeste)

Mariano Tovar


Los Chiefs han vivido en el filo de la navaja desde el despido de Todd Haley. Con Romeo Crennel sufrieron una etapa de anarquía y desconcierto que les llevó a la primera elección global del draft de 2013, tras desaprovechar una plantilla que, por potencial, debía haber competido con los Broncos por el título de división. Ahora, con la llegada de Andy Reid, no habrá justificación para otra temporada perdedora.

156659577


En su momento no entendí la marcha de Haley, que estaba fabricando un buen grupo con inteligencia, mezclando veteranos y novatos en un bloque con un perfil teóricamente bajo, pero muy competitivo. Su primer año fue discreto, pero en el segundo ganaron su división sobreponiéndose a bastantes lesiones y problemas. En su último año el equipo terminó con un récord 7-9, después de que Haley fuera despedido a mediados de diciembre. Romeo Crennel tomó las riendas y el grupo, conjurado en las semanas finales, a punto estuvo de entrar en postemporada. Como consecuencia, en los despachos decidieron seguir confiando en Crennel, algo incomprensible viendo sus antecedentes como entrenador principal en Cleveland. Romeo es un hombre bueno, capaz de reunir un vestuario a su alrededor en plan mamá pato con sus patitos durante un mes, pero sin autoridad suficiente para administrar jarabe de palo durante un año. Un rebaño de más de 50 animales es muy difícil de conducir sin ayuda de una cachaba y el récord 2-14 del equipo en 2012 lo demuestra.

154117502


Así que los Chiefs pasaron sin solución de continuidad de ser conducidos por un tipo impulsivo y sin un gramo de mano izquierda, como es Todd Haley, a vivir en el regazo de la abuelita Paz. Y yo me quedo con las ganas de volver a ver a Haley al frente de un equipo, porque creo que, además de ser un coordinador ofensivo buenísimo, tiene madera de entrenador principal. Quizá solo sean necesarios unos cuantos años de maduración a la sombra para que adquiera la solera y la templanza suficiente como para mover un vestuario sin provocar una huelga general.

Después de dos etapas tan tumultuosas, los Chiefs han apostado por un punto medio. Un barbapapá con pinta de ‘Teddy Bear’, pero experiencia suficiente como para poner firme el vestuario más complicado. Tantos años en Filadelfia, con plantillas plagadas de divas que acumulaban roces, y medios de comunicación que no perdonaban un error, dan fe de los que digo. Muchos consideran a Andy Reid un entrenador sobrevalorado. A mí me parece un sabio que no ha parado en tirar piedras contra su propio tejado. Durante años se ha empeñado en poner en marcha una west coast offense con quarterbacks que jugaban a una cosa muy distinta (McNabb y Vick). Un monstruo deforme y con dos cabezas. Ahora tendrá el pasador que necesita para jugar de verdad con el sistema que más le gusta y mejor domina. Después de tantos años, por fin vamos a descubrir si Reid es de verdad el profeta de la WCO que nos anuncian los heraldos desde hace más de una década. Ahora, por fin, veremos quién tiene razón, los que reniegan del entrenador, o los que creemos que nunca acabó de triunfar porque se empeñó en flagelarse a si mismo.

Alexsmithairitout


El año pasado puntué a Alex Smith con un insuficiente en la previa de los 49ers. No tanto por sus propias limitaciones, como porque me parecía un QB demasiado gris para un equipo con aspiraciones al anillo. En una NFC cada vez más competitiva no era suficiente con un QB que no se equivocara. Los 49ers necesitaban un pasador desequilibrante. Este año pienso algo muy diferente. Y por eso puntuaré a Alex con bastante mejor nota. Durante el tiempo que Jim Harbaugh apostó por él, el quarterback demostró una solidez extraordinaria, un rendimiento sorprendente, una precisión milimétrica y, sobre todo, un carácter inédito en él. Alex Smith tiró de orgullo para reivindicarse cuando vio su puesto en peligro, y consiguió que gran parte de la afición de San Francisco tomara partido por él y contra Harbaugh. Después, los malabarismos de Kaepernick zanjaron el debate, pero el esfuerzo del QB tuvo su premio, ahora llega a Kansas City no como una solución provisional, sino como un QB que puede conseguir grandes cosas si le dejan ser un martillo pilón y no una fábrica de fuegos artificiales.

Andy Reid y Alex Smith son almas gemelas, medias naranjas, vino de Ribera y queso de oveja. Ambos se complementan porque el juego que le gusta a uno es el que sabe hacer el otro. Y los dos morirán o triunfarán a ritmo de west coast offense, de trabajo sin estridencias, de regreso al perfil bajo. En esa plantilla quizá falten receptores, pero hay una gran defensa escondida y mucho potencial. La danza de la guerra volverá a sonar con fuerza en Arrowhead.

Y ahora, la valoración línea por línea. La nota será sobre 5. (5=sobresaliente. 4=notable. 3=bien. 2=suficiente. 1=insuficiente. 0=Muy deficiente).

168514617


ATAQUE

Quarterback 3. Como he dicho antes, Alex Smith quizá no sea brillante, pero tras pasar por el tamiz de Jim Harbaugh, sí que parece haberse convertido en un quarterback sólido. Es un artista del pase en movimiento, no rifa el balón y lee muy bien las defensas en corta y media distancia. No tiene brazo para sobrevivir a base de bombazos, pero Reid le va a pedir pases cortos, certeros y repetitivos. Este año sí me creo a Alex Smith. La gran duda es si ha adquirido carácter suficiente como para soportar el abucheo de su afición tras sufrir una conmoción cerebral. Si la respuesta es positiva, Alex es el hombre. Su coste en rondas del draft no me parece tan insensato como se ha dicho.

Backfield 4. Yo creo que el juego de carrera de los Chiefs ha empeorado ligeramente. Peyton Hillis está en la calle después de un año catastrófico, pero sigue siendo un buen percutor y eso es lo que los Chiefs necesitan detrás del polivalente Jamaal Charles. Además era agente libre y su contrato se podía negociar muy a la baja. Me hubiera parecido más lógico seguir con él, que haber gastado una tercera ronda compensatoria del draft en un Knife Davis que tampoco ilusiona demasiado. Tengo curiosidad por ver a Charles con Alex Smith. Creo que este año podrá superar con creces las 500 yarda de recepción que consiguió en 2010, aunque tal vez tenga menos oportunidades para correr en el sistema de Reid. Para terminar, han traído a Anthony Sherman como nuevo fullback y eligieron a Braden Wilson con una sexta. Otros que se precipitaron y se quedaron sin Vonta Leach.

Receptores 2. Dwayne Bowe, Jon Baldwin, Dexter McCluster, Donnie Avery… ¿A que parece que suena muy bien? Pues sonará como sea, pero hasta ahora solo han sido cáscaras con mucha menos enjundia dentro de lo que se esperaba. Un catálogo de primeras y segundas rondas que jamás han jugado al nivel prometido. Si Bowe y Avery (recién llegado de los Colts) se limpian la mantequilla de las manos y Baldwin se decide a jugar un poquito, Alex Smith sí puede tener objetivos suficientes, pero ahora mismo nada de eso se puede garantizar.

Ya os he dicho que me parece equivocada la elección de Knile Davis en el draft, pero en esa misma ronda, y con el primer pick, eligieron a Travis Kelce, un TE, cuando ya tenían en el roster a Tony Moeaki y habían fichado a Anthony Fasano. Otra elección difícil de explicar, salvo que Kelce, además de un tipo que acumula conflictos en su vida privada, tenga unas manos mágicas. La elección me sorprende tanto que pujaré por Kelce en una de mis ligas fantasy. Es posible que Reid quiera convertirle en objetivo preferente a falta de alguno mejor.

Línea 3. Uno de los temas de debate en Kansas City antes durante y después del draft, era si Eric Fisher debía ser la primera elección del equipo. Tener el primer pick del draft es una gran responsabilidad, y más si los dos mejores prospectos son tackles ofensivos. Según todos los analistas, los Chiefs se confundieron y debieron elegir a Luke Joeckel, que se fue a Jacksonville con el número 2 del draft, pero eso habrá que verlo en el futuro. Por ahora, Fisher jugará en la derecha y Branden Albert protegerá el lado ciego. Rodney Hudson volverá al center después de perderse casi completa la pasada temporada por lesión y con una sexta buscaron profundidad en la posición y eligieron a Eric Kush. Han fichado a Geoff Schwartz para sustituir a Lilja, que se ha retirado y en el guard derecho seguirá Jon Asamoah. Todos forman una línea muy grande y, teóricamente, potente, pero necesitarán compenetrarse, que es lo más complicado para las OL. Si lo consiguen rápido, subirán su nota a 4.

153119135


DEFENSA

Línea 2. La línea de tres de los Chiefs no presiona demasiado, pero el equipo tampoco lo necesita. Tyson Jackson sigue sin justificar su elección en primera ronda en 2009 y sorprende su continuidad, Dontari Poe, el nose tackle, fue elegido con una primera el año pasado y en su temporada de novato sufrió más de lo esperado. El equipo necesitará que mejore su rendimiento para convertirse en el jugador clave que cierre el gran agujero de este front seven: las carreras centrales. En la agencia libre ficharon a Mike DeVito, que es un buen end, muy sólido contra la carrera.

Linebackers 5. La joya de la corona de este equipo. Sus dos exteriores, Justin Houston y Tamba Hali, fueron elegidos para la Pro Bowl pese al triste papel de los Chiefs durante la temporada pasada. Entre los dos sumaron 19 sacks y 117 tackes. A poco que todo el grupo mejore, sus números pueden convertirse en estratosféricos. Pero no son las únicas estrellas en esa constelación. Derrick Johnson, el interior derecho, también era elegido para la Pro Bowl. El truculento suicidio de Jovan Belcher deja un poco cojo el centro, pero han fichado a Akeem Jordan y ha elegido en el draft a Nico Johnson (4ª) para tapar el agujero.

Secundaria 4. Los safeties son magníficos. Eric Berry, el strong, fue elegido para la Pro Bowl por segunda vez y Kendrick Lewis también consiguió buenos números pese a que una lesión de hombro le hizo perderse gran parte de la temporada. En la posición de cornerbach hubo una pequeña revolución. Solo sigue Brandon Flowers, que será el número 1 porque es incansable y casi imposible de quemar. Un tipo infranqueable. Pero este año estará escoltado por Sean Smith y Dunta Robinson para formar un tridente que parece pensado para frenar en seco a Peyton Manning y Philip Rivers. En el draft eligieron a Sanders Commings con su quinta ronda, como jugador para el futuro.

156942497


PRONÓSTICO

Me gustan estos Chiefs. Creo que su defensa es magnífica. Una de las más poderosas de la Conferencia Americana. Jamaal Charles también es uno de los pocos corredores desequilibrantes que quedan en la NFL cuando no está lesionado. Pero todo eso ya lo tenían en 2012 y solo ganaron dos partidos. Este año hay dos diferencias: un Alex Smith que tiene que demostrarle al mundo que puede ser un quarterback franquicia en un equipo aspirante al título y un Andy Reid que ha empezado bastante mal. En la agencia libre se ha movido como un nuevo rico, gastando sin medida por jugadores no muy espectaculares en la mayoría de los casos, y cada elección del draft nos ha dejado con la boca abierta y una interrogación encima de la cocorota. A pesar de todo, creo que, superado su drama familiar, Reid volverá a ser el entrenador de siempre, ambicioso y ganador, gran estratega antes de los partidos aunque bastante peor dentro del campo. Y también creo que, por fin, tendrá dirigiendo su ataque a un jugador que habla el mismo idioma que él. ¡A morir con una West Coast pura, Andy, que ya iba siendo hora!

mtovarnfl@yahoo.es / twitter: @mtovarnfl

AFC ESTE

New York Jets (3 de junio) 

New England Patriots (1 de julio) 

Buffalo Bills (7 de mayo) 

Miami Dolphins (7 de agosto) 

AFC NORTE

Baltimore Ravens (15 de mayo) 

Cleveland Browns (9 de agosto) 

Pittsburgh Steelers (13 de junio) 

Cincinnati Bengals (17 de Julio) 

AFC SUR

Houston Texans (20 de junio) 

Jacksonville Jaguars (23 de Julio) 

Indianapolis Colts (14 de agosto) (Por Martín H. Becerra) 

Tennessee Titans (22 de mayo) 

AFC OESTE

San Diego Chargers (21 de agosto) 

Denver Broncos (1 de agosto) 

Oakland Raiders (28 de mayo) (Por Clark Morales) 

Kansas City Chiefs (26 de junio) 

NFC ESTE

Dallas Cowboys (8 de agosto) 

Washington Redskins (4 de Julio) (Por Dani Hidalgo) 

Philadelphia Eagles (10 de mayo) 

New York Giants (5 de junio) 

NFC NORTE

Detroit Lions (18 de junio) 

Chicago Bears (26 de julio) 

Minnesota Vikings (17 de mayo) 

Green Bay Packers (13 de agosto) 

NFC SUR

Tampa Bay Buccaneers (23 de mayo) 

Atlanta Falcons (24 de junio) 

Carolina Panthers (16 de agosto) 

New Orleans Saints (19 de Julio) 

NFC OESTE

Arizona Cardinals (28 de junio) (David Reyes) 

San Francisco 49ers (8 de julio) (Por 49er) 

Seattle Seahawks (23 de agosto) 

St. Louis Rams (30 de mayo)