Deporte y Vida

EJERCICIO FÍSICO

Mascarilla al hacer deporte: los médicos dicen sí

La Sociedad Española de Medicina del Deporte (SEMED) y el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos abogan por la necesidad de utilizar la mascarilla cuando se hace deporte como medio indispensable para el control de la propagación del coronavirus.

sport mask
Noam Galai Getty Images

Mascarilla siempre que vayas a estar cerca de otras personas. Incluso al aire libre al hacer deporte, sí. Es lo que afirma la Sociedad Española de Medicina del Deporte (Semed) y el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos. quienes abogan por la necesidad de utilizar la mascarilla cuando se hace deporte como medio indispensable para el control de la propagación del coronavirus.

Ambas organizaciones insisten en que la actividad física beneficia a la salud, pero el deporte, desde el punto de vista del coronavirus, tiene dos "enormes inconvenientes" que pueden favorecer su propagación:

-el contacto entre los deportistas

-el elevado incremento de la ventilación pulmonar.

Es por ello que recomiendan usar una mascarilla nueva en cada sesión de entrenamiento o competición y cambiarla en el caso de que se humedezca o se ensucie. Y al hacer deporte, es mucho mejor la regla del cambio diario.

Rendimiento deportivo y uso de mascarillas

Un reciente estudio en el que los sujetos analizados realizaron cada uno tres pruebas de esfuerzo máximas (sin mascarilla, con mascarilla quirúrgica y con mascarilla FFP2), halló que mientras que el uso de las FFP2 disminuía notablemente casi todos los parámetros estudiados, el uso de las quirúrgicas no afectaba más que a algunos parámetros de confort (calor, resistencia a la respiración, picor, presión o desazón).

El peligro de la ventilación pulmonar

La SEMED recuerda que aunque es menos conocido, cada vez hay mayor conciencia de que el incremento de la ventilación pulmonar por el esfuerzo, es decir, el aire que es inhalado y exhalado en cada respiración, es "muy grande".

En un recinto cerrado puede recibir cientos de litros de aire de varios deportistas que estén entrenando, que vuelve a ser utilizado por ellos mismos y si uno de esos deportistas es portador, "con toda probabilidad, contagiará a algunos o todos de sus compañeros".