Deporte y Vida

MEDIO AMBIENTE

Cómo darte de baja para no recibir propaganda electoral (y ayudar al medio ambiente)

Consumo energético, gasto de agua, tala de árboles y emisiones contaminantes son algunas de las consecuencias de las elecciones generales, aunque hay formas de combatirlas.

elecciones generales, votar, voto, propaganda electoral, deforestación, emisión de gases contaminates, agua, consumo energético, medio ambiente, salud, cambio climático
as.com

España vuelve a ponerse el traje electoral. Ante el fracaso colectivo de la clase política, incapaz de alcanzar un acuerdo de gobernabilidad, estamos abocados a unas nuevas elecciones generales el próximo 10 de noviembre de 2019. Y más allá de la parálisis que supone para los ciudadanos del país, existe un problema latente en el que no siempre reparamos: el perjuicio para el medio ambiente.

En las pasadas elecciones generales, celebradas el 28 de abril, el coste ascendió a 140 millones de euros. Dinero que sirvió para pagar, entre otras cosas, a los integrantes de las mesas electorales (a razón de 65 euros en concepto de dieta), a los funcionarios de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que realizaron horas extras, o a la empresa encargada del escrutinio.

Pero además, según datos del Ministerio del Interior, se invirtieron 7,8 millones de euros solo en impresos, papeletas, sobres, urnas o material de oficina. Y es en este punto donde los ciudadanos tenemos la capacidad de aliviar tanto la economía del país como la carga que soporta el medio ambiente. Más, si tenemos en cuenta que, en esta ocasión, parece responder más a un acto de irresponsabilidad que de necesidad.

En las últimas elecciones se imprimieron y repartieron más de 370 millones de papeletas y más de 60 millones de sobres en todos los colegios electorales. Pero también se destinó un número igualmente respetable al envío de propaganda electoral. Millones de papeletas, sobres y proclamas que en muchas ocasiones ni siquiera se llegan a abrir y que en el mejor de los casos acaban en los contenedores de reciclaje.

Pero mucho antes de que se llegue a ese punto, se han talado miles de árboles, se han utilizado millones de litros de agua, se han consumido ingentes cantidades de Kw de energía y se han emitido a la atmósfera toneladas y toneladas de CO2 para su fabricación.

Cómo darte de baja para no recibir propaganda electoral

Así pues, si eres de los que directamente está harto de semejante dispendio y está comprometido con el medio ambiente existe una manera de mostrar tu disconformidad con un gesto útil: darte de baja en las copias del censo electoral que se facilitarán a las candidaturas para realizar envíos postales de propaganda.

Darse de baja para no recibir propaganda electoral es un proceso sencillo.

El trámite puede realizarse a través de la sede electrónica del Instituto Nacional de Estadística (https://sede.ine.gob.es/oposicionPartidos/presentacion) y es necesario disponer del certificado electrónico o que te hayas registrado en el sistema Cl@ve PIN. En cualquier caso se trata de un proceso sencillo resumido en 5 puntos:

  • Tener el certificado electrónico o proceder al registro en el sistema Cl@ve PIN.
  • Entrar en la sede electrónica del Instituto Nacional de Estadística y elegir el modo de acceso en función del certificado electrónico o la Cl@ve PIN.
  • Una vez se haya accedido y aparezcan los datos personales, hay un enlace para cambiar la opción de ‘incluido’ a ‘excluido’.
  • Al pinchar sobre ese enlace, se desplegará un menú con las dos opciones. Elige y pincha en enviar solicitud.
  • Proceso completado. Además, existe la posibilidad de descargar un justificante que, en caso de alguna eventualidad, acredita que se ha realizado con éxito la solicitud.