Deporte y Vida

ACCIDENTES

8 normas para prevenir ahogamientos y otros accidentes en el agua

agua, playa, verano, piscina, accidentes, ahogamientos

Kai Foersterling

EFE

En España se produjeron 122 fallecimientos en el primer semestre del 2018 y es conveniente extremar las precauciones en pleno verano.

A nadie se le escapa el hecho de que España es un país excelente para disfrutar del baño y otras actividades acuáticas. Las condiciones climatológicas y las características geográficas de nuestro país, con miles de kilómetros de costa, ríos, lagos y pantanos por doquier, y las infraestructuras públicas y privadas (piscinas), hacen que sea un lugar inmejorable para disfrutar de unas merecidas vacaciones.

Pero la cara oculta de esta realidad es la cantidad de ahogamientos y otro tipo de accidentes que se producen a lo largo del año, especialmente en los meses del período estival. Y es que, en el primer semestre de 2018, según los datos recogidos por Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo (RFESS), se han producido un total de 122 fallecimientos a fecha de 30 de junio.

El dato, que mejora el del año pasado en el mismo intervalo de tiempo, desglosado, ofrece numerosas claves sobre el perfil de los accidentes y accidentados. Así, el 82% de los fallecidos eran hombres (100) frente a un 18% de mujeres (22). Se da la circunstancia además de que el perfil tipo del accidentado, es el de un hombre, como ya hemos puntando, principalmente de nacionalidad española y mayor de 35 años.

Entre las circunstancias que acompañan el fatal desenlace, habría que destacar que los ahogamientos se producen generalmente en playas o lugares que carecen de vigilancia entre las 12h y las 18h. Además, especial incidencia tienen este tipo de accidentes entre la tercera edad ya que 29 de los fallecidos tenías 75 años o más. Dato que contrasta con el de los menores de 18 años, cinco fallecidos.

Más vale prevenir

Por este motivo, el Ministerio de Salud, Consumo, Bienestar Social ofrece una serie de recomendaciones para evitar en la medida de lo posible ahogamientos y otro tipo de accidentes en el agua. Nosotros compartimos 8 dirigidas a la población en general, aunque haciendo hincapié en la de riesgo, es decir, niños y ancianos:

1. En la playa, respeta el significado de las banderas, báñate en playas con vigilancia y respeta las indicaciones de la autoridad, en este caso, el socorrista. No te bañes en zonas donde esté prohibido el baño.

2. No sobreestimes tu condición física ni tu capacidad para nadar. En situaciones de agotamiento o dificultad, nada de espaldas moviendo las piernas solamente hasta llegar cerca de la orilla.

3. Si eres una persona mayor o padeces algún problema de salud, disfruta del baño en compañía. No te alejes de la orilla si no sabes nadar y sal enseguida del agua si te encuentras cansado o sientes frío.

4. El consumo de alcohol o bañarse de noche son dos circunstancias a evitar por motivos obvios.

5. Si practicas alguna disciplina de deporte acuático extrema las precauciones y haz caso de las recomendaciones.

6. En compañía de tu familia o estando al cargo de niños, asegúrate de que la piscina donde acudes con tu familia cuenta con las adecuadas medidas de seguridad.

7. Si tu hijo no sabe nadar o no lo hace con soltura, ponle un chaleco salvavidas o de flotación para bañarse o practicar un deporte acuático. Y siempre tenlo vigilado. Siempre.

8. Utiliza el método AVA, que consiste en advertir todas las situaciones de riesgo, valorar el peligro y adoptar una actitud segura.

0 Comentarios

Mostrar