CICLISMO | MUNDIALES

El gran 2021 de Alaphilippe, 'el Rey de Francia'

La victoria en el Mundial de Flandes, donde logró revalidar el maillot arcoíris, es el broche a un gran año del francés, que ha vuelto a brillar en las grandes citas del calendario.

0
Portada de la edición impresa de L'Équipe del 27 de septiembre de 2021 con protagonismo para Julian Alaphilippe tras ganar el título en los Mundiales de Ciclismo en Ruta de Flandes.
L'Équipe

Julian Alaphilippe volverá a llevar el maillot arcoíris de campeón del mundo la próxima temporada tras su victoria en los Mundiales de Flandes. Un triunfo con una auténtica exhibición que le ha valido los halagos de Francia y también de sus rivales en el pelotón.

Alaphilippe también ha sido el gran protagonista en las últimas horas en L'Équipe. El medio francés abrió su edición digital tras la victoria de Alaphilippe con una foto de él entrando en meta y el titular 'Heroico'. Una instantánea que también plasman en la portada de su edición impresa de hoy con el titular 'El Rey Alaphilippe II', destacando que "Julian Alaphilippe ha entrado en la historia al convertirse en el primer francés en retener el maillot de campeón del mundo. Escapado a 17 kilómetros de meta, superó con garbo a los favoritos ante un público belga impresionado".

Y es que el año 2021 de Alaphilippe con el maillot arcoíris ha sido muy destacado, con el francés honrando la preciada prenda en cada carrera, tal y como demostró en carreras como la Strade Bianche, donde sólo Mathieu Van der Poel logró batirle; la Tirreno-Adriático, donde ganó una etapa ante Van der Poel y Van Aert; y la Flecha Valona, donde logró su tercer título.

Una de las espinas que aún le queda por sacarse a Alaphilippe con el maillot arcoíris es ganar su primera Lieja-Bastoña-Lieja, ya que tras el error de 2020, en 2021 tampoco logró imponerse tras ser superado al esprint por Tadej Pogacar. Sin embargo 'Loulou' sí ha lucido con soltura el maillot ante su público en el Tour de Francia, deleitando a la afición francesa con una victoria de postín en la primera etapa en Landerneau además de buscando la fuga en numerosas jornadas.

Además, Alaphilippe logró ser sexto en la Clásica de San Sebastián y segundo en la Bretagne Classic - Ouest France y demostró su gran estado de forma antes del Mundial en el Tour de Gran Bretaña, donde fue Top-10 en seis etapas para terminar tercero en la general. Un buen test que le sirvió para conquistar su segundo maillot arcoíris con el que espera seguir sumando éxitos en próximas carreras como París-Roubaix o Giro de Lombardía (si finalmente compite) o en las grandes citas de la temporada 2020.