CICLISMO | VUELTA A ANDALUCÍA

Gonzalo Serrano firma su segundo triunfo en Andalucía

El corredor del Movistar Team, como hiciera la temporada pasada, consiguió un nuevo triunfo en la Ruta del Sol para enfundarse el maillot de líder.

Gonzalo Serrano firma su segundo triunfo en Andalucía
Eurosport

Gonzalo Serrano suma dos triunfos como profesional, ambos con firma en la Vuelta a Andalucía. El segundo de ellos lo consiguió el corredor del Movistar este martes en la primera etapa de la 67ª edición de la Ruta del Sol, que le ha visto triunfar poco más de un año después en condiciones prácticamente idénticas. En una jornada de perfil quebrado, el madrileño impuso su punta de velocidad en el final explosivo de Zahara de la Sierra, lo que significó la quinta victoria de la escuadra telefónica en la presente temporada.

La carrera transcurrió tranquila entre prados verdes, olivos y colinas durante gran parte del recorrido. El tremendo calor para esta época del año, con temperaturas superiores a 30 grados, ya suponía bastante sofocón. El pelotón, comandado por equipos como Israel Start-Up, Ineos y BikeExchange, se limitó a controlar con comodidad la aventura de Thomas Sprengers, Antonio Jesús Soto y Rui Oliveira, hasta que decidió darles caza a 13 km de meta, caída del corredor portugués incluida (sin graves consecuencias) minutos antes.

Superadas las tres cotas puntuables del día, el triunfo se resolvió en la ascensión final, de unos 7 km y un porcentaje promedio superior al 4%. Sólo quedaba por resolver una incógnita, ¿serían capaces los velocistas de resistir esa dureza y disputar la llegada? Quedó demostrado que no, gracias al tremendo ritmo impuesto por Movistar en las últimas rampas, donde a falta de unos 500 metros cambió el ritmo Serrano, haciendo gala de su explosividad, para ganar la etapa y enfundarse el maillot de líder con total autoridad. Mención especial para un Miguel Ángel López que concluyó noveno cuando su calendario no ha hecho más que comenzar (hasta hoy sólo había corrido en Romandía y Mallorca), una vez superada la COVID-19 que padeció a principios de año. El Movistar sonríe en Andalucía.