CICLISMO

El médico de la Operación Aderlass, condenado a cuatro años de cárcel por dopaje

Mark Schmidt ha sido condenado a cuatro años y 10 meses de cárcel como cerebro de la trama de dopaje en la que aparecieron nombres de ciclistas y esquiadores.

El médico Mark Scmidt escucha su sentencia tras ser declarado culpable en delitos relacionados con el dopaje en el marco de la Operación Aderlass.
CHRISTOF STACHE AFP

La Operación Aderlass, en la que se desmanteló una red de dopaje en la que se hallaban implicados varios ciclistas y esquiadores, nos va dejando a cuentagotas las penas impuestas para varios de los implicados después de que se iniciase el juicio el pasado mes de septiembre en un tribunal de Múnich.

Si este martes conocíamos que el ciclista austriaco Stefan Denifl había sido condenado a dos años de cárcel acusado de fraude tras admitir que recurrió al dopaje sanguíneo, este viernes ha llegado el turno para el cerebro de la trama, el médico Mark Schmidt.

Schmidt ha sido condenado a una pena de 4 años y 10 meses de cárcel tras ser declarado culpable de 24 cargos de uso de métodos de dopaje y dos por uso prohibido de medicamentos. Además, se le han impuesto tres años de prohibición para ejercer la medicina deportiva cuando salga de prisión.

La Operación Aderlass (derramamiento de sangre en alemán) comenzó durante una redada en los Campeonatos del Mundo de Esquí Nórdico en Seefeld (Austria), donde cinco esquiadores fueron detenidos, uno de ellos en plena transfusión de sangre, y lo que condujo a la detención de Schmidt en Erfurt (Alemania).