Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

TOUR DE FRANCIA

El Col de la Loze, el nuevo coloso del Tour de Francia

El Tour sorprendió con la inclusión de este largo y exigente puerto de 21,5 kilómetros al 7,8% que se ascenderá en la decimoséptima etapa. Este año se subió en el Tour del Porvenir.

Imagen de la ascensión al Col de la Loze, en Méribel, durante el Tour del Porvenir 2019.
Twitter @tourdelavenir

El Tour de Francia sorprendió este martes durante la presentación del recorrido de la edición de 2020 con tan sólo 36 kilómetros de contrarreloj con final en La Planche des Belles Filles y una clara apuesta por las etapas de montaña y los finales en alto, alguno de ellos inéditos.

Una de las nuevas cimas que más ha llamado la atención es el Col de la Loze, en Méribel, que será final de la decimoséptima etapa del Tour de Francia en la que también se ascenderá el Col de la Madeleine, uno de los colosos de los Alpes.

El Col de la Loze, que conecta Méribel con la vecina estación de esquí de Courchevel, tiene 21,5 kilómetros de ascensión al 7,8% con cuatro kilómetros finales muy exigentes en los que apenas se baja del 10%. La subida arrancará en Brides-les-Bains, donde los primeros 8 kilómetros entre el 6,5% y el 8% llevarán a los corredores a tres kilómetros al 4,5-6% antes de llegar a Méribel. Desde aquí la carretera volverá a picar hacia arriba con tramos que oscilan entre el 6 y el 9% antes de entrar en los últimos 4 kilómetros, con zonas que no bajan del 9% y tramos de hasta el 11% con rampas máximas de hasta el 20%.

El Col de la Loze será una subida inédita para la mayoría de los corredores del pelotón aunque algunas de las jóvenes promesas del ciclismo ya han sufrido en sus carnes las duras rampas de esta ascensión. Este puerto fue protagonista en la octava etapa del Tour del Porvenir de este año en un recorrido de 23 kilómetros y 1.300 metros de desnivel que incluía la subida íntegra. El australiano Alexander Evans se hizo con el triunfo con un tiempo de 1:05.39 en una etapa en la que el español Jon Agirre finalizó séptimo a 1:23. Las grandes figuras del pelotón pondrán desde ya sus ojos en esta novedosa cima que ya ha generado mucha expectación.