Freire: "Me quitan una carrera sin decirme nada"

Ciclismo | Vuelta al Pais Vasco

Freire: "Me quitan una carrera sin decirme nada"

Óscar Freire (Rabobank), desposeído de la victoria en la primera etapa de la Vuelta al País Vasco por una acción irregular en el esprint en Zierbena, se ha quejado de que no le hayan dicho nada y le hayan otorgado el triunfo a Alejandro Valverde (Caisse D''Epargne).

"Me quitan una carrera sin decirme nada. Nadie dice nada. Me han descalificado sin yo saberlo. Quiero ver el vídeo", se ha quejado Freire nada más conocer la decisión de los jueces que, tras ver varias fotografías del sprint, se ha preguntado en relación a las protestas de Valverde: "¿No tiene sitio para pasar?".

Unos minutos antes de conocer su descalificación, el tricampeón del mundo había reconocido que el sprint no había "sido recto" debido a los "bandazos" provocados por "el viento".

"Al ver que el viento pegaba por la izquierda me he metido a ese lado y, por ahí, venía él (Valverde), pero no me he dado cuenta. Los sprints son así y muchas veces pasa esto", comentó.

Al llegar a la meta, el ciclista cántabro también destacó que las dos próximas etapas "son más fáciles que la de hoy, pero más difíciles de controlar".

"De todas formas, en caso de llegar al sprint espero estar ahí para poder ganar", ha comentado Freire poco antes de conocer que los jueces habían declarado como ganador a Alejandro Valverde al interpretar que el cántabro había realizado una maniobra irregular en la recta de llegada.

Samuel: "Esto es ciclismo, no matemáticas, y a veces no salen las cosas"

El corredor del Euskaltel Euskadi Samuel Sánchez ha reconocido que no se ha "encontrado bien" en la segunda de las ascensiones a la cuesta de Pucheta y ha señalado que "esto es ciclismo, no matemáticas" y por eso hay que tener en cuenta que "a veces no salen bien las cosas".

"Llegaba bien de forma a la Vuelta, con la intención de luchar hasta el final por el triunfo en la general, pero hoy no me he encontrado bien y en el segundo tramo de Pucheta no he podido seguir a los primeros. He zigzagueado hasta llegar arriba y luego he tratado de minimizar la pérdida de tiempo", ha explicado Samuel.

No obstante, para el asturiano, que ha perdido 1:39 en la línea de meta, "esto no ha hecho más que empezar y aún se puede luchar por más objetivos". "Lamentarse no vale de nada", ha apostillado el campeón olímpico.

Por su parte, el director deportivo del Euskatel, Igor González de Galdeano, ha admitido que tras el mal día de su líder en la ronda vasca "ahora toca replantear la carrera" y ha subrayado que Beñat Intxausti, décimo en la etapa, será quien tenga que "codearse con los primeros en la general".

"Las opciones de ganar una o varias etapas siguen intactas. Al equipo le doy un sobresaliente, pero no hemos podido ponerle el broche que sinceramente creo que nos hemos merecido", ha subrayado Galdeano, quien ha añadido que han tomado la decisión "de controlar la carrera" porque tenían "confianza en Samuel"

''Samu'' ha llegado bien a la Vuelta, éramos muy optimistas y lo hemos demostrado con nuestra actitud, pero desgraciadamente ha pasado un mal momento y ahora toca replantear la prueba", ha incidido el manager general del equipo vasco.