McQuaid aboga por la política del "paga si engañas" para los ciclistas dopados

CICLISMO | DOPAJE

McQuaid aboga por la política del "paga si engañas" para los ciclistas dopados

El presidente de la UCI ha señalado que casos como el de Beltrán suponen "otro mensaje para los corredores de que el dopaje no puede ser aceptado".

El presidente de la Unión Ciclista Internacional (UCI), Pat McQuaid, apostó por la política del "paga si engañas" para aquellos corredores que usen sustancias dopantes, que deberían pagar a sus respectivos equipos en concepto de indemnización, algo que restaría la tentativa de doparse.

El máximo dirigente del organismo ciclista señaló el ejemplo del español Manuel Beltrán, multado con 100.000 euros por la Federación Italiana en concepto de daños más costes legales al equipo Liquigas, según se confirmó el pasado lunes.

"Liquigas decidió demandar a Beltrán y esa es una opción para todos los patrocinadores", afirmó McQuaid a Reuters. "Es otro mensaje para los corredores de que el dopaje no puede ser aceptado. Muestra que hay una línea dura contra los engaños", continuó.

En la misma línea se mostró Paul Mauriac, abogado de la Federación Francesa de Ciclismo: "¿Está un empleador en posición de demandar por daños porque cree que su imagen ha sido perjudicada, cualquiera sea la redacción del contrato? La respuesta es sí", indicó.

Mauriac agregó que una medida así fue mencionada después del escándalo de dopaje de Festina en 1998. "Se pensó algo así, pero nadie siguió adelante", recordó el abogado. "Pero toma mucho tiempo y costes legales por mucho dinero", aclaró.