LIGA ENDESA | PLAYOFF | BAXI MANRESA - REAL MADRID (0-1) (16:30, #VAMOS)

El Baxi Manresa, en un desafío contra el Madrid y la historia

El club del Bages apela al espíritu del 98, al del último equipo que venció a los blancos en el Nou Congost hace 24 años y luego ganó la Liga. Se espera más aportación de Chima Moneke.

0
Bako y Moneke celebran con su afición la victoria el pasado mes de abril ante el UCAM Murcia.
ACB PHOTO / Joaquim Alberch

Después del 1-0 del miércoles en el WiZink Center (93-76), el Madrid avanza a favor de corriente y el Baxi Manresa debe remar río arriba. Una victoria en el segundo asalto (a las 16:30 horas por la final de la Champions de fútbol) sería una gesta para el equipo manresano, que no vence en su pista a los blancos desde el 24 de mayo de 1998. Luka Doncic, por ejemplo, aún no había nacido. Lo haría justo 280 días después, el 28 de febrero de 1999, las 40 semanas que dura un embarazo.

Hace 24 años el club del Bages eliminó al Real por 3-1 y en la final batió al Baskonia. En aquel equipo histórico, el cuarto tras Madrid, Barça y Joventut en proclamarse campeón (luego llegarían Baskonia, Unicaja y Valencia), brillaban Joan Creus, entonces ya con 41 años, Lázaro, Paco Vázquez, Capdevila, Singla… y aparecía Román Montañez con 19 años más los tres extranjeros permitidos: Herb Jones, Bryan Sallier y Derrick Alston. Entre los tres agruparon en una temporada triunfal 45,8 puntos, 20,5 rebotes y 53,7 de valoración.

Ese espíritu del 98 es el que quiere recuperar Pedro Martínez con el mejor Manresa en dos décadas y media. Se espera más de Moneke (en el quinteto ideal ACB con 14,6 tantos y 8,3 capturas), superado claramente en el estreno por Yabusele. Ambos entrenadores predicen “un partido distinto” porque en el primero, además del talento, la intensidad y la concentración las puso el Madrid, que reaccionó muy bien a la derrota en la final de la Euroliga. El Real nunca ha caído en el playoff de cuartos tras ponerse 1-0 con el formato a tres partidos (a cinco duelos perdió dos veces, ambas frente al Estudiantes, en 2002 y 2004). De hecho, desde 2009 siempre ha jugado la serie de semifinales como mínimo.