España ESP
93
Eslovaquia SVK
61
1234T
ESP 21 18 25 29 93
SVK 13 19 13 16 61

FINALIZADO

EUROBASKET FEMENINO

Bálsamo antes de octavos

La selección española gana a Eslovaquia de forma solvente, pero acaba segunda de grupo. Deberá jugarse el pase a cuartos ante Montenegro.

Bálsamo antes de octavos
Alberto Iranzo

A las 15:00 horas España se jugaba parte de sus opciones en el grupo A. Necesitaba un favor de Suecia para acabar primera y librarse del cruce de octavos, pero Bielorrusia arrolló al conjunto escandinavo (54-78) y la Selección no tendrá hoy el día libre: deberá ganarse su derecho a acabar entre los ocho mejores frente a Montenegro (21:00, Tdp).

El camino de España hacia las medallas ya estaba medio definido antes del partido. Si ganaba, en octavos se enfrentaría a la Montenegro de Dubljevic y el siguiente escalón, en caso de victoria, sería la temible Serbia de Brooks y Vasic (de solteras Milovanovic y Petrovic). Un lado del cuadro, a priori, más difícil del que le esperaría con una derrota: Italia y después Bielorrusia. Pero a España no le gusta perder a nada: eso lo ha dejado claro durante todos estos años en los que se ha colgado una medalla tras otra. Es más, desde que Mondelo asumió las riendas del equipo en el verano de 2012, sólo ha perdido dos partidos en un Eurobasket: la semifinal ante Francia en 2015 y su estreno en Valencia el jueves frente a Bielorrusia. Su balance asusta: 31-2.

España comenzó muy acertada con balones a Ndour, aunque el gran revulsivo en el primer asalto fue la entrada en pista de Silvia Domínguez. El pequeño genio del Avenida se sentó con 10 puntos y sin fallo en el tiro (2/2 en tiros de dos y 2/2 en triples). Y guió también muy bien al equipo. En ese asalto inicial, la Selección había logrado ocho canastas y todas ellas habían sido a pase de alguien: 8 asistencias. España movía bien el balón, corría cuando se podía y apretaba en defensa.

Ndour colocó la máxima ­(29-16, min. 16), pero ahí el equipo se desinfló un poco. Parcial de 0-8 para Eslovaquia que comenzó a sumar de tres en tres y a encontrar pasillos interiores. A falta de dos minutos, España sentía el aliento eslovaco en el cogote (33-30), pero logró marcharse al descanso siete arriba gracias a un triple de Leo Rodríguez (39-32). Por cierto, debut de Paula Ginzo a falta de 43 segundos.

En el tercer cuarto, España mató el partido. Salió en tromba con buenos minutos de Laura Gil, que puso el +22 (56-34). Y también de Ouviña, de Cazorla... todas tuvieron su momento en un día en el que la Selección estuvo muy acertada de tres (10/20). España vuela, aunque con parada intermedia: hoy tocan los octavos frente a Montenegro.