NBA | BULLS 115 - NETS 107

El dúo europeo Satoransky-Vucevic tumba a los Nets

Partidazo del base checo y del pívot montenegrino, que junto a LaVine acaban con la resistencia del hasta ahora líder del Este. No jugaron Harden ni Durant.

Los Chicago Bulls acaban con una racha de seis derrotas consecutivas y dan vida a sus esperanzas de playoffs tras la victoria ante los Brooklyn Nets, seguramente una de las mejores de la temporada para el equipo de Illinois. Por el nivel del rival pero también por el juego desplegado. Los Nets, que venían de ganar sus últimos cuatro encuentros, parecieron dormidos y desconectados. Además, volvieron a no contar con Kevin Durant y James Harden. 

En los Bulls destacaron los 25 puntos de Zach LaVine, máximo anotador del partido. Pero fue la nueva pareja europea del equipo sobre la que se construyó esta buena victoria. Un enorme Tomas Satoransky, con 19 puntos y 11 asistencias, estuvo brillante en la creación de juego, atacando el aro rival e incluso atrás, provocando pérdidas. Y esa nueva pareja europea existe desde la llegada de Nikola Vucevic, y el pívot demostró porqué es all star (22 tantos y 13 rebotes). Además, Thaddeus Young con 12 puntos, Patrick Williams con 11 y Daniel Theis con 10, también dieron grandes minutos a su equipo.

En el primer cuarto, con LaMarcus Aldrige y Blake Griffin como titulares, los Nets parecían dominar el partido, aunque sin alardes. Los dos jugadores, lejos de sus mejores momentos deportivos, demostraron que aún tienen bastante baloncesto en las piernas, y enlazaron varias jugadas que, junto al acierto de Joe Harris, ponían a los visitantes por delante. Pero Chicago se sacudió un inicio irregular con un parcial favorable de 32-18 en el segundo cuarto. Tras el descanso los Bulls fueron mucho más consistentes que su rival y supieron mantener una ventaja cercana a los 10 puntos casi siempre. Terminaron el partido acertando un 55,1% en tiros de campo. Kyrie Irving fue el único en los Nets que trató de ganar pelear el resultado hasta el final, pero se encontró solo en esa lucha sin cuartel. Sus 24 puntos y 15 asistencias (récord de la temporada para él) resultaron insuficientes.