BALONCESTO

"Cuando se retiren Sergio Llull y Rudy Fernández, abriré champán"

El Real Madrid se impuso al Estrella Roja en Belgrado. Rudy Fernández anotó un triple inverosímil en el último cuarto y en pleno intento de recuperación de los locales.

El pívot Goran Huskic (28 años, 2,10) acaba de irse al Bilbao Basket, cedido hasta final de temporada por el Hereda San Pablo Burgos, donde no se ha podido hacer un hueco tras la grave lesión de tobillo que sufrió la pasada temporada. El serbio se formó en el Radnicki, y tuvo una breve experiencia en Estados Unidos (Howard College) antes de llegar a España, donde juega desde 2013: Gipuzkoa, Huesca, Burgos y, ahora, Bilbao.

Huskic es natural, por lo tanto, del país del Estrella Roja de Belgrado, un clásico del baloncesto europeo que ayer perdió contra el Real Madrid en Euroliga (67-73) en un partido que los locales dominaron en la primera parte pero dejaron escapar en un tercer cuarto tremendo de los de Pablo Laso (11-23). En el último, el Estrella Roja peleó hasta el final pero no tuvo acierto en las jugadas decisivas. El Real Madrid, sí. Con 57-59 y en pleno intento de remontada serbia, por ejemplo, Rudy Fernández se inventó este triple a una mano tras rectificado. Una jugada de talento que hizo mucho daño a un rival que intentaba recuperar el mando en el marcador.

Y Huskic, que estaba viendo el partido, citó a un aficionado del Estrella Roja que lamentaba el acierto del alero mallorquín.

"Pone un amante del Estrella Roja: 'Cuando acaben sus carrera Rudy Fernández y Sergio Llull voy a abrir el champán. Estos tíos me han quitado veinte años de vida a nivel de clubes y de selecciones". Un simpático mensaje en otro partido que Rudy y Llull, los protagonistas, ganaron, algo que en los últimos años han hecho mucho, muchísimo, con el Real Madrid y con la Selección española. Un fastidio, claro, para los aficionados de un país como Serbia, donde el baloncesto es más que un deporte.