EUROLIGA

El protocolo no permite a Mirotic jugar el Clásico

El jugador del Barça ha dado negativo en las últimas pruebas, se ha entrenado con el equipo y Jasikevicius cuenta con él, pero no han pasado los 14 días que exige la Euroliga.

Nikola Mirotic se ha entrenado este jueves con el Barça y Jasikevicius cuenta con él para enfrentarse este viernes al Real Madrid en la quinta jornada de la Euroliga (21:00, Dazn). Está recuperado de la COVID-19 y ha dado negativo en los últimos test, sin embargo, no cumple con los requisitos que el protocolo sanitario establece para volver a disputar un partido. El club azulgrana va a intentar que juegue hasta el último momento, aunque la normativa, que recibe actualizaciones continuas, no lo permite.

El protocolo recoge que para que un jugador vuelva a participar en un encuentro tiene que pasar “un total de 14 días desde la primera prueba que dio positivo o desde el último día con síntomas (lo último que ocurra)”. Y el Barcelona anunció el pasado 11 de octubre el positivo de un jugador, al principio sin citar el nombre, aunque dos días después el propio Mirotic informó de que era él el afectado antes de visitar al Valencia. Desde ese test positivo comunicado por la entidad azulgrana hasta mañana viernes habrán pasado 12 días. Además, el hispano-montenegrino tuvo síntomas, como explicó él mismo en las redes sociales, los días posteriores, así que según lo establecido por la Euroliga no podría jugar hasta el siguiente compromiso culé, el viernes 30 en la cancha del Baskonia.

Mirotic estuvo el pasado martes en el Palau Blaugrana con sus compañeros asistiendo al partido aplazado de Liga ante el Gipuzkoa y trabaja con el equipo porque ha superado la enfermedad. El protocolo continental recoge como requisito añadido, que no exime del periodo de 14 días, dar “negativo en dos test separados por 24 horas”. Asimismo, obliga a una prueba de troponina (que pueden avisar de alguna afección coronaria), a un electrocardiograma y a un ecocardiograma antes de recibir la autorización para volver a jugar. Controles a los que se ha sometido, pero la citada autorización debe realizarla por escrito el médico de la Euroliga.