ALL STAR 2020

Silver, Doncic, Jordan, Gordon... los 16 protagonistas del All Star

Excelente balance de la cita de Chicago para una NBA que parece haber acertado con el nuevo formato del 'All Star Game'. Kobe Bryant, presente todo el fin de semana.

Silver, Doncic, Jordan, Gordon... los 16 protagonistas del All Star
Kyle Terada USA TODAY Sports

El All Star Weekend sale de Chicago, tras su tercera visita a la ciudad y la primera desde 1988, con una sonrisa de oreja a oreja y muy buenas sensaciones. Casi todo ha ido bien y la nota ante el público es muy alta después de un excepcional concurso de mates y de un muy aplaudido éxito del nuevo formato del All Star Game. Así que estos son los principales protagonistas de una cita que pone rumbo ya a Indianápolis, donde se celebrará la edición de 2021:

Kobe Bryant

El recuerdo a Kobe fue constante, como era de esperar, pero también sincero, elegante y profundo. Real. Sin estridencias ni momentos de cara a la galería, el homenaje se extendió durante todo el fin de semana, a través de todos los protagonistas, y con una escenificación fantástica en los prolegómenos del All Star Game de ayer. Kawhi recibió, además, el primer MVP del partido con el nombre de Kobe Bryant en él. Así será a partir de ahora en recuerdo de quien lo ganó cuatro veces (el que más junto a Bob Pettit), otra buena iniciativa.

Jennifer Hudson canta en honor de Kobe Bryant.

LeBron James

Tres años sin Este vs Oeste y con duelo de capitanes y tres victorias para el Team LeBron, una contra el equipo de Stephen Curry y dos contra el de Giannis Antetokounmpo. LeBron, además, volvió a dejar claro que sigue siendo el gran patrón de la NBA y, en el partido, tomó el mando cuando la cosa se puso caliente y rozó el MVP: 23 puntos, 5 rebotes, 6 asistencias, un mate clavado a uno de Kobe y un partido del que sale con 16 disputados (tiene por delante los 19 de Kareem y los 18 del propio Kobe), récord de titularidades (los 16) y su tope histórico de puntos, que ahora en 385... hasta Indianápolis.

Derrick Jones Jr.

Puede que tal vez, solo tal vez, no estemos siendo del todo justos con Derrick Jones Jr, que dio sentido en Chicago a su apodo: Airplane Mode, el modo avión. Puede que Aaron Gordon mereciera más ganar el concurso de mates y desde luego es una anomalía que el de los Magic no haya ganado el concurso. Pero eso no resta mérito a Jones ni brillantez a unos mates y un espíritu con los que, de la mano de Gordon, llevaron al concurso a uno de los picos más altos de su historia. Al final, quedarán sus mates más allá de la polémica, como los de Lavine en 2016... y los de Michael Jordan en 1988, un triunfo ante Dominique Wilkins que también fue muy discutido.

Derrick Jones, Jr. realiza uno de sus mates.

Buddy Hield

Los grandes concursos, mates y triples, tienen una mística incuestionable e inscribrir su nombre en el palmarés no es poca cosa para cualquier jugador, desde luego no para un Buddy Hield que vive otra temporada tumultuosa en unos Kings de los que se esperaba mucho más y en los que ha tenido tiranteces públicas con el staff técnico después de firmar antes del inicio de la temporada extensión que se puede ir hasta los 106 millones de dólares. Hield, un peligrosísimo tirador de rachas, lleva el trofeo de los triples a las Bahamas y ya será mucho más que el jugador que reconoció que tenía un año más de los que siempre se le habían considerado oficialmente.

Aaron Gordon

Gordon pudo ganar en 2016 aunque LaVine también lo merecía y ha podido ganar en Chicago aunque Jones Jr hizo méritos para ser campeón. El hecho es que Gordon ha participado en dos finales tremendas, las mejores de la era moderna, y ha perdido las dos con polémica. Así que es como para enfadarse y para, veremos si era solo en caliente, jurar no volver al concurso. Si es así, lo deja con más cincuentas que nadie y con, paradójicamente, algunos de los mejores mates de la historia del concurso pero sin ningún trofeo de campeón. Eso sí, algunos segundos se recuerdan más que muchos ganadores. Y este, desde luego, será siempre el caso.

Adam Silver

El frío ha sido helador en Chicago, por momentos insoportable, pero contra eso sí que la NBA no podía hacer nada. En todo lo demás, ha firmado un fin de semana impecable en el que ha hilado con elegancia y categoría el recuerdo a Kobe Bryant. Silver se puede apuntar también un gran tanto con el cambio de formato del All Star Game, un éxito rotundo en esta primera puesta de largo aunque éramos muchos los que no lo veíamos claro. Buen fin de semana para el comisionado.

Michael Jordan

O su ausencia. Unido para siempre a la ciudad de Chicago, el legado de Michael Jordan en los Bulls se complica en cuanto se va un poco más allá en el trazo grueso. Hoy cumple 57 después de un fin de semana en el que no se le ha visto en ningún momento en el All Star del United Center, a diferencia de, por ejemplo, Scottie Pippen. Solo un pequeño cameo en el vídeo de homenaje a Chicago que precedió al All Star Game, un momento que hizo rugir a un público que echó de menos a su gran ídolo, sobre todo cuando otras leyendas eran presentadas en el centro de la pista. Difícil de entender.

Kawhi Leonard

Ya tiene dos MVP de las Finales y ahora también el MVP del All Star Game, el primero además con el nombre de Kobe Bryant y el tercero para los Clippers, la franquicia cuya historia está cambiando por completo un alero que solo se quedó con la pena de no batir el récord de triples de un All Star: 9 de Paul George en 2016. Al descanso llevaba siete, después de un inicio en el que parecía incapaz de fallar, pero acabó con solo uno más (8/14). En los últimos minutos, estuvo en su salsa en defensa en cuanto la cosa subió de intensidad y pudo ponerse a defender. Acabó con 30 puntos, el MVP y la sensación de que ahora mismo se convierte en oro todo lo que toca con sus gigantescas manos.

Kawhi Leonard, con su segundo MVP del All Star Game.

Luka Doncic

Estuvo algo tímido en su primer All Star, en el que fue además el titular más joven desde LeBron James en 2005. Noveno en la historia que juega el partido sin tener 21 años, que cumple la próxima semana, Doncic entró de lleno (por si hacía falta) oficialmente en el star system de la NBA con doble en el Rising Stars y un All Star Game que inició con un mate, en el que enlazó dos triples en el tercer cuarto (8 puntos, 4 asistencias totales) y vio los minutos decisivos en el banquillo. En el Team LeBron los jugaron los otros cuatro titulares y Chris Paul. Doncic, al que saludó Barack Obama, se lo ha pasado de maravilla y ha cumplido un sueño en Chicago 2020. Otro más.

Chris Paul

Si la cosa tiene que ponerse competitiva, si hay que meter picante y algún toque destemplado, ahí está Chris Paul. También cuando hay que dejar claro que es uno de los mejores bases de la historia. Con 34 años jugó su décimo All Star y el primero desde 2016. Y se ganó un puesto en pista en los minutos decisivos. Acabó con 23 puntos, 6 asistencias, un 7/11 en triples... y su primer mate en un partido desde la temporada 2015-16.

Bam Adebayo

En verano, los Heat se negaban a incluir a su pívot de 22 años en ninguna operación a pesar de que buscaban desesperadamente estrellas en el mercado. Una, al menos, la tenía en casa: Adebayo ganó el Concurso de Habilidades, moviéndose como un base y acertando con los triples frontales, y debutó como all star, el que debería ser primero de muchos para un interior ideal para la NBA actual y para un entrenador como Erik Spoelstra. Un jugador en una progresión explosiva y cuyo verdadero nivel está ya muy por encima de su reconocimiento entre el gran público... pero solo por ahora.

Miles Bridges

El sophomore de los Hornets se proclamó MVP del Rising Stars, otra vez lo más flojo del fin de semana, con un 20+5+5 y una colección tremenda de mates. Y hay que reconocerle una cosa: no es fácil ser el rostro de un partido en el que estaban todos los que van a liderar la NBA en un muy plano no muy largo de tiempo: Luka Doncic, Ja Morant, Trae Young, Zion Williamson...

Jennifer Hudson

La cantante de Chicago de 38 años dejó un homenaje musical a Kobe Bryant estremecedor, un momento que está ya en la historia de los All Star Weekend y que concentró en un puñado de minutos toda la emoción de un fin de semana de recuerdo al número 24 de los Lakers. Una voz prodigiosa y una interpretación para el recuerdo, inolvidable.

Jennifer Hudson performs canta en homenaje a Gianna y Kobe Bryant.

Common

Otro músico de Chicago que, a ritmo de hip hop, brilló como maestro de ceremonias y presentando con rimas a los 24 jugadores. Mucho carisma, mucha conexión con el público y la mística de Chicago y una intervención que fue larga pero no lo pareció para nada. Muy bien.

Allen Iverson

Siempre sobre el terreno en estos eventos, siempre, llama la atención cuánto quiere el público estadounidense a Allen Iverson. Cada año, uno de los más aclamados cuando comparte presentación en pista con otras de las más grandes leyendas de la historia de la NBA. Un campeón del pueblo con todas las de la ley y además, esta vez en Chicago, en pista con una camiseta de Kobe Bryant. Su abrazo con LeBron James, otro de los (muchos) momentos de la noche.

Dwyane Wade

Baño de multitudes para un jugador que es la gran leyenda de Miami Heat (y uno de los mejores escoltas de la NBA)... pero que nació en Chicago y jugó en Illinois en sus años de instituto. Ejerció como uno de los anfitriones del fin de semana e hizo todo bien... menos dar sus votos como parte del jurado del polémico concurso de mates. Common y Candance Parker reconocieron que habían pactado entre todos facilitar otro empate después de que Aaron Gordon saltara por encima de los 226 centímetro de Tacko Fall pero que alguien había roto esa disciplina de voto y había dado el triunfo final a Derrick Jones Jr. Todas las miradas se centraron, claro, en Wade, que compartió vestuario con Jones en Miami Heat la pasada temporada, la última en activo para él.