EUROLIGA FEMENINA 2019-20

El Spar Citylift Girona emprende su sueño europeo

El equipo catalán será el representante español de una Euroliga, con un gran favorito: el Ekaterimburgo de Miguel Méndez y Alba Torrens.

El Spar Citylift Girona emprende su sueño europeo
Robe Rodriguez

Cuatro años después, la Euroliga espera al Spar Citylift Girona, que se ganó su derecho a pelear contra las mejores al tumbar al Perfumerías Avenida en la final de la Liga Femenina. En la 2015-16, el equipo catalán se estrenó en esta competición en la que acabó a la cola del grupo B (balance de 4-10). Ahora, con una plantilla muy renovada y a la espera de la vuelta de la súperclase Sonja Petrovic, las de Eric Surís sueñan con meterse en cuartos.

En una década, el Spar Citylift ha crecido a pasos agigantados. Ascendió a la élite del baloncesto europeo en 2009 y en este tiempo ha ganado dos Ligas femeninas y dos Supercopas de España (ambas en 2015 y 2019). En Europa, ha ido dando pasitos en la Eurocup, donde la temporada pasada alcanzó las semifinales.

Pero no sólo vuelve el Uni Girona a la Euroliga sino también una de sus bases más veteranas. Laia Palau, que ganó este título en 2012 (Ros Casares) y 2015 (USK Praga) intentará agrandar su leyenda con 40 años recién cumplidos. La base es la mejor asistente en la historia de la competición con más de 1.000 pases a canasta.

De todas formas, el Ekaterimburgo seguirá siendo el ogro de la Euroliga femenina. El equipo de Alba Torrens, dirigido por el también español Miguel Méndez, intentará lograr su tercer cetro seguido. Hay muchas razones para pensar en que así sera: la gigante Brittney Griner, la MPV dela final de la WNBA Emma Meesseman, la perla rusa Maria Vadeeva...

Las otras 8 españolas en la Euroliga

Dynamo Kursk: Astou Ndour y Marta Xargay

Roberto Iñiguez es el sustituto de Lucas Mondelo en el banquillo del Dynamo Kursk. Anna Cruz se ha marchado (Fenerbahçe), pero llega Astou Ndour, aunque la pívot hispanosenegalesa ha tenido que pasar por el quirófano. La que continúa en el proyecto ruso es Marta Xargay.

Fenerbahçe: Anna Cruz

La escolta catalana se marcha de Rusia seis años después (tres temporadas en Nadezhda y tres en el Dynamo Kursk). Allí coincidirá con otro español: Víctor Lapeña, tras ganar la Eurocup con el Nadezhda, asume las riendas del banquillo turco.

Ekaterimburgo: Alba Torrens

Alba Torrens intentará alzar su sexta Euroliga. La alero mallorquina, que se perdió el Eurobasket por lesión, sigue en el gigante ruso que un año más será el rival a batir en esta competición (ha ganado los últimos dos títulos). Migue Méndez continúa en el banquillo e intentará lograr su tercer título continental en tres años.

Castors Braine: Mariona Ortiz

La base catalán continúa en Bélgica en el Castors Braine. La temporada pasada cerró su participación en la Euroliga con 5,8 puntos, 2,4 rebotes y 3,5 asistencias.

Cukurova: Leo Rodríguez

La alero canaria abandonó este verano Polonia (Wisla Cracovia) para firmar por el Cukurova turco, exequipo de Astou Ndour. Leo Rodríguez, que ya disputó la Euroliga en Salamanca y en su primer año en Polonia, volverá a esta competición.

Nadezhda: Laura Nicholls

Tras el Mundial de Tenerife, la pívot cántabra decidió tomarse unos meses de descanso antes de continuar con su carrera. Ya en 2019 firmó con el Nadezhda de Víctor Lapeña con el que ganó la Eurocup.

USK Praga: Cristina Ouviña

La base catalana, que ha tenido un papel importante este verano en el oro europeo de Belgrado, se estrena en Praga tras una exitosa carrera en Francia (Bourges). Ouviá abandonó la Liga española en 2012 y en estos años también ha jugado en Polonia (Wisla) y Rusia (Nadezhda).