KNICKS 107 - HAWKS 108

Rose, Carmelo y Noah fallan en un polémica última posesión

Schröder (28) decidió el partido a 22 segundos para el final que da a los Hawks su noveno triunfo en los diez últimos partidos.

0

NBA

Los Knicks lograron sobreponerse a un flojo tercer cuarto y recuperar, con un Justin Holiday muy inspirado, el mando del marcador en los minutos finales. Sin embargo, Dennis Schröder se agigantó respondiendo las dos últimas penetraciones del mejor Derrick Rose para liquidar a los neoyorquinos con un triple a 22 segundos para la conclusión que puso el 107-108 definitivo en el marcador del Madison. Los de Hornacek tuvieron en su mano la última posesión para revertir la situación y reponerse de la sonrojante derrota apenas 24 horas antes en Toronto. Pero ni Rose, Carmelo Anthony (erró un tiro bastante cómodo a dos metros del aro) y Joakim Noah con un palmeo a la desesperada consiguieron introducir la pelotita por el aro. Un último lance polémica ya que parece exisitir contacto sobre Rose cuando este se dirige hacia el aro. Los árbitros no señalaron personal y los Hawks sumaron su novena victoria en los diez últimos partidos. Todo a la par que han demolido el proyecto que en 2015 les llevó a disputar la final de una Conferencia Este en la que siguen ocupando la cuarta posición tras la estela de Raptors y Celtics.

Atlanta asaltó el Madison tras ganar el domingo a los Bucks y pese a dar descanso a Dwight Howard. Kent Bazemore (16+6+5) fue el mejor de los visitantes al inicio, si bien Tim Hardaway Jr. (un ex de los Knicks) y el propio Schröder (28 tantos con un excelente 13/16 en tiros) fueron los encargados de decantar la balanza de su lado. Paul Millsap, como casi siempre, volvió a rendir en todas las facetas: 17+7+6, además de tres robos y otros tantos tapones. También hay que destacar a la muñeca de Kris Humphries. El ala-pívot fue el encargado de hacer que lloviera menos en el mejor momento 'knick' con tres triples casi consecutivos en el cierre del tercer acto. 

En lo que respecta a los Knicks, no les bastó mejorar (y mucho, algo que tampoco era muy difícil) su imagen respecto al último partido. Pese a ello, al margen de una desacertada decisión arbitral, siguen alejándose de los Playoffs. Kristaps Porzingis (tendón de Aquiles) volvió a ver el partido desde el banquillo pese a que se había anunciado que regresaría hoy. Sin el letón, el lituano Kuzminskas inició el duelo como titular. En plena marejada de rumores sobre su continuidad o no en Manhattan, Carmelo (30) fue el más regular en un equipo en el que Rose funcionó a fogonazos. Entre estos dos all stars perdieron más balones (11) que todos los jugadores rivales juntos (10). Ni la superioridad en el rebote (53-36, destacando las 17 capturas de Noah) salvaron a unos Knicks que parecen condenados, otra vez más, a ver los Playoffs por la tele. Lo bueno para ellos que aún estamos en el ecuador del curso. Tiempo tienen para enderezar el rumbo, aunque también pueden hacérseles muy largos estos meses.