OLYMPIACOS 59-BARCELONA LASSA 52

El Barcelona cae ante el Olympiacos; Spanoulis se llevan el duelo ante Rice

El equipo azulgrana perdió un duelo a pocos puntos y a dos días de jugar el Clásico contra el Madrid. El base griego anotó 15 puntos y el estadounidense, 11.

Barcelona – Real Madrid en directo

Con 52 puntos y 17 pérdidas en campo contrario, aunque su rival anote siete puntos más, no se puede ganar en la pista de una escuadra como Olympiacos y más si el cerebro azulgrana, Tyrese Rice, aunque anotó 11 puntos, acaba con una serie de 4 de 17 (0 de 5 en triples). Eso fue clave para que el líder rival, Vassilis Spanoulis, que sumó 14 puntos en los primeros 21 minutos y se quedo con un solo punto y 6 asistencias hasta el final, no fuese decisivo en la victoria de su equipo.

Del Barcelona destacar a Jonathan Holmes (13 puntos y 9 rebotes), pero desaparecido tras el primer cuarto (10 puntos) y de Olympiacos una defensa asfixiante que no permitió nunca a los catalanes tener ritmo de ataque. Bartzokas fue recibido fríamente por los aficionados de Olympiacos, con algunos silbidos pero poco más. Lo peor vendría después porque el técnico del equipo griego, Ioannis Sfairopoulos tejió una verdadera tela de araña sobre la pista para neutralizar a dos piezas claves azulgrana: Tyrese Rice y Ante Tomic.

Con una defensa individual asfixiante, el 'techo' de Olympiacos Nikola Milutinov se encargó de Tomic cuando estuvo en pista y sobre Rice colocó a Vangelis Mantzaris,alternando con Daniel Hackett. Y acertó porque el pívot croata sumaba ya tres faltas en solo 15 minutos y Rice se iría al descanso en blanco con una serie de 0 de 7 en triple.

Aunque el Barcelona con un efectivo Jonathan Holmes (10 puntos en el primer cuarto) aguantó bien la embestida griega que, de la mano de Printezis y el omnipresente Spanoulis se fue rápido arriba (19-12, minuto 8) para acabar con 21-16 al final del cuarto.

Sfariopoulos ordenó presionar de manera asfixiante a su equipo, dejando a Spanoulis en el banco al principio del segundo cuarto. Igualmente hacia lo mismo Bartzokas con Rice, relevado por Eriksson, y Tomic, pasando Petteri Koponen a dirigir al equipo y con un triple del finés los azulgrana se acercaron en el marcador (23-21 (minuto 13).

La defensa griega rozaba la ilegalidad ante la permisividad arbitral y con 30-23 (minuto 16). Rice y Tomic volvían a pista, pero también Spanoulis y Militinov y el encuentro se volvió bronco. Tomic cometía la tercera falta (minuto 17) y Spanoulis cerraba el cuarto dejando el electrónico en 32-25 al descanso.

El Barcelona había sumado 12 pérdidas de balón y si bien cerraba el rebote en su zona (19 capturas), Spanoulis era una pesadilla. Había jugado 12 minutos con 11 puntos con 4 de 5 en tiro, 1 de 1 en tiro libre y 4 asistencias. Por si faltase poco, el propio Spanoulis anotaba su tercer triple al inicio del tercer cuarto (35-25) y si bien Rice anotaba su primera canasta (35-27, minuto 22), Mantzaris llevaba los atenienses a superar los diez puntos de ventaja (39-28, minuto 25).

Rice se apoyaba más en Dorsey en el juego interior y obligaban a Sfairopoulos a pedir tiempo (39-34, minuto 26) sentando a Spanoulis y Mantzaris entrando Erick Green y Daniel Hackett para marcar a Rice. Tomic volvía a pista por Dorsey y Rice superaba a Hackett para recortar distancias (44-38, minuto 29), pero en solo un minuto un parcial de 5-0 devolvía la máxima ventaja a Olympiacos (49-38).

El Barcelona había sumado 24 rebotes en defensa por uno solo en ataque y acumulaba ya 15 pérdidas. Con solo 38 puntos hasta ese momento iba a ser muy complicado levantar el partido y más con Spanoulis en pista dirigiendo a su equipo. Dorsey relevaba a un apático Tomic y mientras Spanoulis fallaba en ataque el Barcelona no reaccionaba y el partido se estancaba 56-51 (minuto 39) tras cinco tiros libres anotados por Koponen (3) y Holmes (2).

Sfairopoulos paraba el partido porque su equipo solo había anotado una canasta en tres minutos (58-51), pero Holmes capturaba el tercer rebote ofensivo barcelonista para dejar el marcador en 58-52 a 30 segundos para el final. Y sería Spanoulis, que no había anotado un punto en los últimos 19 minutos, quien establecía el 59-52 final de tiro libre.

Bartzokas: "Ninguno de los dos equipos jugó bien"

El entrenador del FC Barcelona Lassa, Georgios Bartzokas, ha manifestado su desconcierto tras la derrota frente a Olympiacos (59-52) en la séptima jornada de la Euroliga, admitiendo que fue un duelo "muy extraño" en el que "ninguno de los equipos jugó bien" y en el que los suyos no hicieron méritos para salir victoriosos.

"Fue un partido muy extraño. Creo que ninguno de los equipos jugó bien", explicó el griego en la sala de prensa del Estadio de la Paz y la Amistad. "Si queríamos ganar este partido debíamos haber jugado mejor", continuó, disgustado tras la derrota antes de desgranar los aspectos que les llevaron a morder el polvo.

"Nuestro porcentaje anotador fue muy bajo; perdimos el balón más de 18 veces; fallamos como 10 bandejas bajo el aro sin ninguna presión", insistió Bartzokas, incapaz de sacar algo positivo del choque de este miércoles.

El técnico tachó el resultado final de "justo" pese al planteamiento conservador de su rival. "Olympiacos siempre jugó con la mirada puesta en defensa; trataron de destruir nuestro juego ofensivo. El resultado fue justo", reconoció el heleno.

Para concluir, el preparador culé lamentó las múltiples bajas en su plantilla de cara a las siguientes citas. "No tenemos a cinco jugadores y no es sólo para este partido, sino para muchos consecutivos. Así que nuestro nivel, nuestra calidad, es un poco bajo ahora y tenemos partidos muy difíciles por delante", destacó, deseoso de que su equipo no se resienta en las próximas fechas.