OBRADOIRO 77 - BASKONIA 79

El Laboral Kutxa, a semifinales tras un desenlace épico

El equipo vitoriano, con un Hanga letal, se medirá al Real Madrid después de frenar a un Obradoiro que tuvo opciones hasta el final: Waczynski falló un tiro libre decisivo.

El Baskonia avanzó a semifinales (79-77) dejando a la cuneta a un anfitrión que vendió muy cara su derrota. Con un acertadísimo Hanga (20 puntos y 6/7 en triples) consiguió sobrevivir a la gran defensa de un sólido Obradoiro, muy bien dirigido por McGrath, pero que echó en falta los puntos de su máxima estrella, Waczynski, que tuvo noche aciaga y terminó fallando un tiro libre decisivo que podría haber mandado el partido a la prórroga.

Los santiagueses salieron espoleados por su hinchada, pero pronto se quedaron sin ideas. Causeur fue la chispa que encendió al Baskonia. El francés le robó la cartera a Wazcynski en dos posesiones consecutivas, desconectando al máximo anotador de la ACB e iniciando un parcial de 6-24 que se prolongaría hasta el final del primer cuarto.

Los de Moncho Fernández ajustaron en defensa y fueron acercándose poco a poco a pesar de su nula puntería exterior (fallaron sus primeros nueve triples). Pero el rival se atascó aún más. Bourousis cometió su tercera falta cuando amenazaba con romper el partido y sólo Causeur y Hanga anotaban con facilidad, lo que apretó el marcador en el final de la primera parte.

El Obradoiro afinó desde más allá de 6,75 tras el descanso y comenzó a martillear el aro vitoriano con un inspirado Bendzius. Los de Perasovic, sin más ideas que Bourousis y asfixiados por la férrea defensa santiaguesa, se agarraron al marcador gracias a los tiros libres y al acierto de Hanga. El húngaro siguió con su festival y no dudó en el momento decisivo. Anotó dos triples en el último cuarto y acabó con la resistencia obradoirista.