JUEGO RESPONSABLE

¿Qué es la DGOJ y cuál es su función en el Juego?

La Dirección General de Ordenación del Juego se encarga de proteger a todos los ciudadanos en el desarrollo de apuestas online y juego en España.

0
¿Qué es la DGOJ y cuál es su función en el Juego?
EUROPA PRESS/E. Parra. POOL Europa Press

Juego Seguro. 18+ Juega con Responsabilidad.

La Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ) es un organismo público del Gobierno de España y dependiente de la Secretaría de Estado. Forma parte del Ministerio de Hacienda y, es quién determina qué operadores son legales y cuáles no en nuestro país, otorgándoles la licencia general y licencias específicas para cada uno de los juegos que ofrecen.

En sus propias palabras: “ejerce las funciones de regulación, autorización, supervisión, control y, en su caso, sanción de las actividades de juego de ámbito estatal.”

La importancia de la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ) reside en su capacidad para regular los establecimientos de juego en España, incluidas todas las páginas de casinos y casas de apuestas online que ofrecen sus servicios en nuestro país.

Composición de la DGOJ

Las regulaciones sobre juegos de azar existen desde mucho tiempo antes que los casinos online, pero desde que en 2011 este sector se regulase legalmente en nuestro país, la Dirección General de Ordenación del Juego ha crecido para adaptarse a los nuevos tiempos.

Su organigrama está dividido en tres subdirecciones generales: una para la Regulación del juego, otra para la Inspección del Juego y una última dedicada a la Gestión y Relaciones Institucionales.

Protección al jugador

Al desempeñar una actividad online se exponen todos los datos personales de los jugadores. Por este motivo, la DGOJ, para salvaguardar la privacidad y proteger a los ciudadanos, otorga unas licencias de juego a los operadores que verifican su cumplimiento legítimo de las normas establecidas.

De esta manera, los jugadores saben si la página en la que están desarrollando su actividad es fiable y por tanto tienen asegurados, sin problema alguno, el cobro de las ganancias, la privacidad de sus datos y la posibilidad de ejercer sus derechos si ocurriese algún tipo de problema durante el desarrollo del juego.

La ley establece cuatro ventajas imprescindibles que todos los sitios web de juego online tienen que proporcionar a los jugadores. En primer lugar, las reglas y condiciones tienen que estar claras y ser accesibles. Es obligación del operador informar de todas ellas, y hacerlo con un lenguaje transparente. Además, las páginas tienen que ofrecer garantías de que su juego es honesto, y no practican trampas ni ningún tipo de estafa. Los operadores también tienen que garantizar también la seguridad en los métodos de pago: esto incluye los depósitos, los pagos y por supuesto los cobros.

En último lugar la DGOJ obliga a los operadores a someter a todos los usuarios de sus páginas que quieran participar en el juego a un proceso de identificación para verificar su identidad, de forma que se impida el acceso a menores y a los miembros del registro de autoexclusión.