Estás leyendo

El lado más personal de Míchel, quien puede decidir la Liga

MÁLAGA-REAL MADRID

El lado más personal de Míchel, quien puede decidir la Liga

El exfutbolista y entrenador Míchel con su mujer, Mercedes Morales, y su nieto Nicolás. Foto Instagram @michelgonzalez8

Foto Instagram @michelgonzalez8

Integrante de la Quinta del Buitre, el ahora entrenador del Málaga podría quitarle la Liga al Madrid en beneficio del Barcelona. Repasamos su vida.

Este domingo, los azares del destino van a poner a Míchel en una situación en la que nunca le hubiera gustado estar. Es uno de los estandartes de la legendaria Quinta del Buitre y desde el pasado mes de marzo es el entrenador del Málaga: el equipo al que se enfrenta el Real Madrid en la última jornada y que se ha convertido en el juez de la Liga. Y es que si los de Zidane pierden en La Rosaleda y el Barcelona se impone al Éibar en el Camp Nou, la Liga sería culé en lugar de blanca.

Esta coincidencia sumada al madridismo de Míchel y a unas recientes declaraciones, han puesto al técnico en el punto de mira. Y desde Tikitakas también hemos querido fijarnos en él para repasar el lado más personal de su vida.

Míchel como futbolista

Míchel nació en Madrid en 1963 y en 1976 entró a formar parte de las categorías inferiores del Real Madrid. Debutó en Primera División en 1982 para después estar dos años sin volver a jugar con el primer equipo. Cuando regresó en 1984 se convirtió en uno de los símbolos de la laureada Quinta del Buitre y defendió la camiseta blanca durante 404 partidos, hasta 1996. En este tiempo ganó 6 Ligas, 2 Copas del Rey, 1 Supercopa de España, 1 Copa de la Liga y 2 Copas de la UEFA.

Tras abandonar el Real Madrid se convirtió en jugador del Atlético Celaya mexicano, donde ya jugaban dos antiguos compañeros suyos, Emilio Butragueño y Hugo Sánchez. Jugó allí una temporada y colgó las botas en 1997.

Además de en estos dos clubs, Míchel también fue internacional con las categorías inferiores de la selección de fútbol y con la absoluta, donde jugó 66 partidos seguidos hasta que el entonces seleccionador Javier Clemente dejó de convocarle.

Míchel como comentarista y entrenador

Tras cerrar su etapa como futbolista, Míchel fue uno de los comentaristas de TVE en la narración de partidos hasta 2005.

Después aparcó los micrófonos para arrancar su carrera como entrenador en el Rayo Vallecano, que militaba en Segunda División B. Volvió al Real Madrid en 2006 con la llegada de Ramón Calderón. Lo hizo como técnico del Castilla pero a finales de 2008 volvió a abandonar la casa blanca, cuando siendo director de la cantera tuvo unas desavenencias con el citado presidente.

Desde entonces ha sido técnico del Getafe, Sevilla, Olympiacos, Olympique de Marsella y Málaga.

Míchel y su familia

Míchel tiene otra pasión además del fútbol, su familia. Está casado desde 1986 con su novia de toda la vida, Mercedes Morales, madrileña como él y a la que conoció porque era la hermana de uno de sus compañeros de las categorías inferiores del Real Madrid.

Míchel y su mujer tienen dos hijos, Adrián y Álvaro. Adrián tiene 28 años y, al igual que su padre, es futbolista y también se formó en las categorías inferiores del Real Madrid. Juega de mediocampista como él pero con una diferencia, lo hace por la banda izquierda. Actualmente juega en el Éibar, equipo en el que ha militado las dos últimas temporadas y del que se despedirá el próximo domingo jugando contra el Barcelona, en el otro partido que puede decidir la Liga, tras haber firmado con el Málaga. De esta manera, Adrián podría volver a ponerse a las órdenes de su padre como ya hiciera en la temporada 2010/2011 en el Getafe.

Álvaro, el segundo de los hijos de Míchel, se dedica al mundo digital centrado en las redes sociales y se va a casar este verano.

Lo bueno de tener hijos adultos es que además somos amigos. Que gran fin de semana entre Eibar y Bilbao😍👨‍👦‍👦#titoronnieeselmejor #sogasalto

Una publicación compartida de Míchel González (@michelgonzalez8) el

Además de padre, Míchel también es abuelo desde hace algo más de tres años. El mayor de sus hijos, el futbolista Adrián, se convirtió en padre en marzo de 2014 con Natalia Coll, con la que se casó en el verano del año siguiente, de un niño llamado Nicolás al que apodan como "ratón". Y su nieto también le ha robado el corazón.

Mi amigo ❤❤😘😘

Una publicación compartida de Míchel González (@michelgonzalez8) el

Otras pasiones de Míchel

Dejando de lado a su familia y al fútbol, Míchel también es muy aficionado al pádel, deporte que practica asiduamente. El próximo martes 23 de mayo, con la Liga ya decidida, lo hará junto a otros deportistas en un la VIII edición del torneo benéfico de la Clínica Menorca.

Además, también es un enamorado de la isla de Ibiza, donde tiene una casa, veranea y se escapa cada vez que tiene ocasión.

De verdad que preferís ir al Caribe???😎😜. #formentera #ibiza #abuelosplayeros

Una publicación compartida de Míchel González (@michelgonzalez8) el

0 Comentarios

Mostrar

Te puede interesar