Actualizado

Actualizado a las

Salud

Salud

LIVE&LIFE / SEXO

Deporte y una buena alimentación mejoran el semen

El deporte es bueno para todo. Ayuda a mantener la línea, el tono físico, muscular y cardiovascular y, al parecer, también a mejorar la calidad del semen.

Prado Campos

Los beneficios del deporte son de sobra conocidos. Es beneficioso para la salud, mantiene la línea, despeja la cabeza y ahora también sabemos que ayuda a mejorar la calidad del semen. Científicos de la Universidad de Córdoba han detectado que los niveles hormonales y las características del esperma son mejores en los hombres que realizan una actividad física moderada que en los sedentarios.

Eso sí, sin pasarse porque Diana Vaamonde, directora de este estudio, ya constató hace dos años que la calidad del esperma de algunos deportistas de élite, como triatletas y jugadores de waterpolo, era peor que la de aquellos hombres físicamente activos debido a las elevadas cargas de entrenamiento. En concreto, los atletas que habían entrenado una media de nueve veces por semana durante varios años tenían menos de un 10% de espermatozoides normales. Un porcentaje que caía hasta el 4% en los atletas que corrían más de 300 Km. a la semana.

Alimentación rica en antioxidantes

Pero no solo el deporte ayuda a mejorar el esperma. La alimentación también es un factor clave. Según un estudio realizado por científicos de Murcia y Alicante y publicado en la revista Fertility and Sterility, los hombres que comen exceso de carne procesada, lácteos grasos y tienen déficit de consumo de vegetales tienen peor calidad de semen que los que comen más variado y con mayor ingesta de frutas, verduras y lácteos desnatados, alimentos ricos en antioxidantes que mejoran la concentración, movilidad y morfología del esperma.

Para mejorar la calidad del semen es fundamental tomar carbohidratos, pescados, fibra, cítricos y verdura. Los expertos recomiendan alimentos con vitamina C, el antioxidante por antonomasia, como las frutas y las verduras; ricos en zinc como las legumbres; en ácido fólico como la fibra, y en ácidos grasos omega 6 y 3 como los frutos secos. A este respecto, otra investigación reciente de la UCLA asegura que comer 75 gramos de nueces diarias mejora la vitalidad, la movilidad y la morfología de los espermatozoides en hombres sanos entre 21 y 35 años. Y también son buenas para prevenir el alzheimer y cáncer de próstata.

En el mundo alrededor de 70 millones de parejas tienen problemas de fertilidad. Entre el 30 y el 50% de los casos son achacables a los hombres. Diversos estudios apuntan a que la calidad del semen ha disminuido en los últimos 50 años en los países industrializados debido a la contaminación, los malos hábitos de estilo de vida y llevar una dieta no mediterránea.

Estadísticas AS.com