Menú En juego

Configuración

Polideportivo

Polideportivo

Más deporte

CIUDAD ENCANTADA 25 - AT. DE MADRID 30

El Atleti cumple con la lógica

El Atlético de Madrid ganó con relativa facilidad ante un rival que luchó hasta el final, intentando no perder por excesiva diferencia de goles, al que al final consiguió.

El Atlético de Madrid confirmó su posición de favorito en su visita al Ciudad Encantada y ganó con relativa facilidad ante un rival que luchó hasta el final, intentando no perder por excesiva diferencia de goles, al que al final consiguió.

El inicio del partido mostró a un Atlético que de la mano de Lazarov, marcaba los tres primeros goles de su equipo, se marchaba en el marcador ante un conjunto local incapaz de superar la defensa visitante.

Eso hizo que en el minuto 10, los atléticos ganaran de cinco, 1-6, dando la sensación de que el encuentro podría ser un paseo para los de Talant Dujshebaev.

Sin embargo, los de Zupo Equisoain empezaron a asentarse en la pista y por lo menos provocaron la hemorragia anotadora de su rival, manteniendo las distancias de 4-5 goles a favor de los atléticos.

Pudo acercarse más en el marcador el conjunto conquense, pero Sterbik demostró su calidad deteniendo tres claros contraataques, además de un penalti.

Tras el descanso, el Ciudad Encantada se aprovechó de las buenas actuaciones de Kappelin para acercarse a dos en el luminoso, 13-15, lo que era toda una sorpresa, diferencia que se repetiría con el 15-17, minuto 37.

Sin mucha dificultad, el Atlético de Madrid reaccionó lo suficiente como para poner otra vez la ventaja entre los 4-5 goles hasta el final del partido porque, a pesar de que Dujshebaev puso dos equipos totalmente diferentes, pero con la misma calidad, en la pista, el Ciudad Encantada no bajó los brazos, a pesar de que Mendoza fue descalificado en el minuto 31. Eso permitió el debut ante su afición del pivote argentino Robert.

A falta de 5 minutos para el final, el Atlético jugó dos minutos con dos jugadores menos, pero la calidad de los que estuvieron en pista, con Hombrados deteniendo todo lo que le llegaba, evitó un mayor acercamiento local en el luminoso.