BeTech: noticias de tecnología

Estás leyendo

La razón por la cual no puedes hablar por el móvil en los ascensores

Tecnología

La razón por la cual no puedes hablar por el móvil en los ascensores

ascesor doble

La construcción y los materiales que conforman un ascensor son la causa de que no puedas hablar por teléfono en su interior.

Resulta un clásico cortar una conversación con un “dame un momento´, que voy a entrar en un ascensor”. Parece que entras en una ‘zona cero’, pero los más aventureros entran en el elevador sin miedo aun a riesgo de perder la conexión. En el mejor de los casos escucharás al emisor entrecortado, pero lo mejor es esperar a que llegues a tu piso y recuperes la llamada. Si siempre te has preguntado cuál es la razón que te impide llamar desde un ascensor hoy te la explicamos.

 

Una caja aislante

La razón por la cual no puedes llamar por el móvil en un asesor reside en la composición y construcción del mismo. El metal sella el habitáculo de todas las ondas electromagnéticas, lo que bloquea las señales externas, pero permite deja fluir las internas. Por ejemplo, no puedes recibir una llamada del jefe pero sí utilizar auriculares Bluetooth. Si el ascensor estuviera fabricado de cristal en vez de metal por todos lados la señal pasaría sin problemas, pero no es el caso de la mayoría de los edificios.

ascensor

En este ascensor se podría hablar por teléfono ya que uno de sus lados está hecho de cristal.

Este fenómeno se conoce como la Jaula de Faraday. El nombre le viene del científico Michael Faraday, quién la construyó en 1836. Nuestros expertos del laboratorio de ADSLZone utilizan el concepto del equilibrio electrostático para explicarlo, que se resume en que la chapa que recubre la estructura metálica actúa como un inhibidor, impidiendo el paso de las ondas electromagnéticas dependiendo de su longitud.

 

Los inhibidores más frecuentes

¿Sabías que el ascensor no es la única jaula de Faraday que tienes cerca?. Si tienes coche también se puede convertir en uno de estos inhibidores. El chasis metálico inhibe las señales externas, aunque gracias a los huecos de las ventanillas y parabrisas las ondas pueden llegar hasta tu teléfono. Si estuviera blindado por completo pasaría lo contrario a menos que tuviera un router WiFi como el que llevan algunos modelos en la actualidad.

Pero el ejemplo más claro es el avión. No lo llaman el medio de transporte más seguro por nada, y es que en más de una ocasión te hemos contado las medidas de seguridad que se llevan a cabo. Por ejemplo, hay un motivo por el que debes subir las ventanillas en el momento del despegue y aterrizaje, pero la estructura en sí es una jaula inhibidora de señales electromagnéticas. Aunque un rayo impacte en el fuselaje la aeronave seguirá su rumbo como si nada hubiera pasado, aunque es posible (en una probabilidad muy pequeña) que algún panel de instrumentos quede dañado como el radar meteorológico.

0 Comentarios

Para poder comentar debes estar Registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?

También te puede interesar